Cómo hacer que Alexa te ayude a dormir

Amazon Echo Dot
(Crédito de imagen: Amazon)

Si utilizas tu dispositivo Alexa principalmente para medir el tiempo de tu pasta o para que te diga si va a llover hoy, te estás perdiendo un truco. Alexa también tiene un montón de funciones diseñadas para ayudarte a dormir mejor, y el beneficio real aquí es que el uso de un asistente de voz significa que no estás cogiendo el teléfono, y puedes evitar el tiempo de pantalla por la noche y la distracción de los correos electrónicos de trabajo o TikTok. Si quieres llevar las cosas al siguiente nivel, incluso puedes encadenarlas para crear una rutina automatizada de Alexa (aquí tienes más información sobre cómo hacerlo exactamente).

Si no tienes un altavoz con Alexa y esto te convence de que es hora de invertir, nuestra guía de los mejores altavoces inteligentes te ayudará a elegir: el Echo 2020 ocupa actualmente el primer puesto (puedes leerlo en nuestro análisis del Amazon Echo (4ª generación). Ahora sigue leyendo para conocer cinco habilidades de Alexa que debes probar esta noche para dormir bien.

1. Escucha un cuento

Leer antes de acostarse es una forma eficaz de relajarse por la noche, pero para una transición más fluida hacia el sueño, escuchar un audiolibro es una gran opción. Alexa tiene una selección de cuentos gratuitos diseñados exactamente para este propósito: solo tienes que decir "Alexa, léeme un cuento para dormir". Si ya tienes un audiolibro en marcha, pídele a tu altavoz inteligente que reanude su reproducción. Programa un temporizador para que no tengas que acordarte de despertarte y apagarlo.

2. Reproduce ruido blanco

A muchas personas les tranquiliza tener ruido blanco de fondo mientras se duermen. Puede ser especialmente útil si a menudo te distraen los vecinos ruidosos o el tráfico en la calle, ya que el ruido blanco puede ayudar a enmascarar esos sonidos para que sean menos molestos. 

Alexa tiene una habilidad gratuita llamada Sleep Jar que se puede utilizar para reproducir ruido blanco calmante. Hay una biblioteca de sonidos ambientales entre los que elegir, así que si el chapoteo del océano o la llovizna te hacen necesitar ir al baño, puedes elegir sonidos más generales de la naturaleza o ruido blanco genérico en su lugar. 

Di "Alexa, reproduce ruido blanco" o "Alexa, reproduce sonidos de la naturaleza". Aunque no lo uses para dormir, el ruido blanco puede ayudarte a relajarte.

Amazon Echo

(Image credit: Amazon)

3. Enciende una luz nocturna

La oscuridad es una forma importante de que tu cuerpo sepa que es hora de dormir. Sin embargo, si no puedes dormirte en una habitación a oscuras, puedes utilizar una función para convertir tu dispositivo Echo en una luz nocturna de bajo nivel. Di "Alexa, abre Luz nocturna" y se encenderá una luz tenue en tu habitación. Añade un límite de tiempo, como '... durante 30 minutos', a ese comando, y se apagará cuando te hayas dormido.

4. Prueba una meditación guiada

Es difícil dormir cuando estás estresado. Si lo que te impide dormir es tu mente ocupada, Alexa tiene una habilidad de meditación guiada que te ayudará a calmarte. Di "Alexa, abre Meditación Guiada" y tu altavoz reproducirá un ejercicio de meditación diferente cada día. Esto te ofrece algo relajante en lo que concentrarte y te ayuda a ralentizar tus pensamientos.

Amazon Echo Dot

(Image credit: Amazon)

5. Pon música relajante

Probablemente ya sepas que tu altavoz inteligente puede reproducir música, pero por si se te había olvidado, si los podcasts o el ruido blanco no son lo que más te gusta para conciliar el sueño, quizá una lista de reproducción suave te sirva. Incluso puedes usar la música como temporizador para tu rutina de acostarte, así no estarás mirando el reloj mientras haces tus tareas antes de dormir. 

Antonio Romero

Editor en TechRadar España de día, guitarrista de blues y friki de los cómics de noche. ¿O era al revés?


Aportaciones de