Skip to main content

iPhone XS: análisis

El iPhone XS sigue valiendo la pena

iPhone XS

Conclusión

El iPhone XS fue a su salida el mejor iPhone que había hecho Apple: el procesador más rápido, pantalla tope de gama y menos bordes alrededor. La única diferencia entre el XS pequeño y el XS Max es el tamaño de la pantalla y la batería, así que nos gusta que haya tantas similitudes.

Es difícil hacer un veredicto final del iPhone XS, porque no es tan diferente al iPhone X, así que recomendaríamos ir a por el antiguo modelo.

En este caso Apple ha decidido quitar el iPhone X del mercado, así que si quieres un tope de gama de iPhone necesitarás pagar el alto precio del XS o ir a por los nuevos iPhone 11 Pro o iPhone 11 Pro Max.

Si lo que barajas es actualizar tu antiguo iPhone por el XS, hazlo, si te lo puedes permitir. Como una inversión en el día a día, vale mucho la pena pagar por ese extra en pantalla, altavoces y duración de la batería, porque realmente serán de utilidad.

La cámara sorprenderá a cualquiera que use un iPhone 7 o anterior, y el modo retrato es muy bueno cuando te pones a jugar con sus efectos.

¿Para quién es?

El iPhone XS es para aquellos que quieran un smartphone rápido, potente y que impresione, no es solo para fans de Apple.

Con el iPhone X todavía a la venta, dejaríamos el iPhone XS un poco en segundo plano, pero como era el único premium de Apple cuando salió (junto con el iPhone XS Max) tiene que compararse con los mejores (y plantarles cara no es complicado).

Ha sido el dispositivo más potente que hemos probado, tiene una cámara mejorable y una pantalla insuperable. La batería podría mejorar, por supuesto (y podría haber irritado a los usuarios de Android), o la ausencia del adaptador de jack para auriculares en la caja.

De todas formas, si lo que buscas es la facilidad de uso de los iPhone, y que sea el mejor del mercado, prepárate para pagar un poco más por tener ese privilegio (pero no tanto como para el iPhone 11 Pro), porque recomendamos encarecidamente el iPhone XS.

¿Debería comprarlo?

Vale, hemos llegado a la pregunta del millón. Si el iPhone XR no existiera, te sugeriríamos que cogieras el iPhone XS porque el precio no es muy diferente al del año pasado. Si puedes comprarlo, hazlo.

Aún así, el iPhone XR ofrece muchas similitudes: pantalla grande, chip A12 Bionic, iOS 12, cámara frontal TrueDepth... y es mucho más barato (sin llegar a ser muy barato).

Si simplemente quieres un iPhone bueno y potente, y el más elegante que puedas comprar, entonces ve a por el iPhone XS (o piensa en ampliar e ir a por el iPhone 11 Pro).

Pero asegúrate de que está dentro de tu presupuesto.

Primer análisis: septiembre de 2018

Competidores

Si eres un usuario Apple o estás abierto a los Android, hay alternativas que puedes considerar, más concretamente estas cuatro.

iPhone 11

(Image credit: TechRadar)

El iPhone 11 es el terminal del que sorprendió sobretodo su precio. A pesar de su nombre este no es el tope de gama de Apple para 2021.

De hecho, su pantalla LCD es peor que la del iPhone XS, pero la batería es mejor y hay más potencia, así que depende de lo que consideres tú más valioso.

Lee nuestro análisis del iPhone 11

iPhone 11 Pro

iPhone 11 Pro

(Image credit: Techradar)

El iPhone 11 Pro es el sucesor real del iPhone XS y es una mejora enorme si la comparamos con la que fue del X al XS, que no fue mucha.

Tiene un nuevo y más rápido procesador, una cámara más y un acabado mucho más bonito, además de pequeñas mejoras como una batería bastante más duradera.

Este no es probablemente el que te querrías comprar si tienes el XS, pero si estás entre ellos y tienes el dinero, el iPhone 11 Pro es un terminal mucho mejor.

Lee nuestro análisis del iPhone 11 Pro

iPhone XS Max

El iPhone XS Max es un terminal mucho más grande que el iPhone XS, con 6.5 pulgadas. Esa es la mayor diferencia entre los dos que hace que el XS Max sea una mejor opción si quieres ver contenido y jugar.

El iPhone XS Max también tiene más batería y teóricamente dura más que el iPhone XS, aunque los dos necesitarán una carga mientras duermes.

Lo que los compensa es un precio más elevado, que sitúa al iPhone XS Max aún más arriba del ya caro iPhone XS, así que más te vale querer mucho esa enorme pantalla.

Lee nuestro análisis del iPhone XS Max

Samsung Galaxy S10

El Samsung Galaxy S10 es (junto con el Samsung Galaxy S10 Plus) el último y mejor Galaxy S del Samsung que viene a luchar contra el iPhone XS en versión Android.

El terminal de Samsung tiene un diseño todo pantalla con un agujero para la cámara en lugar del notch. También hay un escáner de huellas dactilares y muchísima potencia.

El Galaxy S10 también tiene triple cámara trasera, una buena carga inalámbrica invertida (puedes cargar otros móviles con él) y una pantalla AMOLED de 6.1 pulgadas con una resolución de 1440 x 3040, haciéndola más larga y estrecha que la del iPhone XS.

A pesar de ser un terminal nuevo, también es más barato, pero sigue costando mucho. Si el dinero no supone un impedimento podrías considerar el Galaxy S10 Plus en su lugar: tiene una cámara más al frente, más pantalla, una enorme batería y un precio similar al iPhone XS.

iPhone XR

El iPhone 'barato' de Apple, el XR, sigue siendo un terminal caro, pero es más accesible de primeras que el iPhone XS.

De hecho tiene más pantalla que el iPhone XS con 6.1 pulgadas, pero no tanta resolución (828 x 1792), y usa LCD en lugar de OLED. El iPhone XR también tiene una sola cámara en lugar de dos, y aunque su diseño sea similar, tiene más marcos y es más ancho.

Con todo esto, sigues teniendo el último chip de Apple y la cámara Face ID como en el iPhone XS, así que lo mejor se mantiene intacto.

Lee nuestro análisis del iPhone XR