Skip to main content

Google Pixel 5: análisis

El Google Pixel 5 es un teléfono compacto y económico, para el cual se ha tenido que hacer algún que otro sacrificio.

Google Pixel 5
(Image: © TechRadar)

Nuestro veredicto

El Google Pixel 5 ha sacrificado algunas de las funciones más avanzadas de su predecesor para intentar mantener un precio bajo, y al final ha resultado ser un teléfono optimizado con un excelente software de cámara y una fluida interfaz de Android. Sin embargo, carece de algunas de las “ventajas premium” de otros modelos, como la falta de un teleobjetivo, el cual sí aparece en otros teléfonos móviles al mismo nivel de precio. Pero aún así, el Pixel 5 lucha por hacerse un hueco entre la competencia. Es un buen teléfono a un precio asequible para el consumidor medio, aunque eso también se puede aplicar a otros teléfonos lanzados en 2020.

Pros

  • El software de cámara es mejor que nunca
  • La cubierta de metal le aporta un aire fresco
  • La interfaz de Android es bastante ligera

Contras

  • No incluye teleobjetivo
  • Fotografía nocturna bastante mediocre

Análisis en 2 minutos

El Google Pixel 5 representa un cambio de estrategia para este gigante de la tecnología: este teléfono no cuenta con todas las especificaciones y características para competir con los dispositivos insignia de primera gama del mercado, en cambio, es un teléfono más mesurado con un precio más bajo.

En comparación con los Samsung Galaxy S21, el Pixel 5 se centra en lo que los teléfonos Pixel hacen mejor: ofrecer a los usuarios una experiencia de cámara excelente y simplificada, y una interfaz de Android muy limpia y fluida.

"Simplificado" es, de hecho, un adjetivo que podría aplicarse a todo el teléfono en general, ya que en realidad tiene una forma ‘todo en uno’ que se curva desde la parte posterior hacia los lado, y además es de metal, así que no tendrás que preocuparte por que se te rompa. Google también ha vuelto a un lector de huellas dactilares físico, que está situado en la parte trasera del teléfono, y es mucho más fácil de encontrar sin mirar, que uno incrustado en pantalla. Y contando con la versión más pura de Android 11, no hay software de relleno ni complicaciones del sistema operativo que puedan entorpecer tu experiencia.

Sin embargo, el propio hecho de “simplificar” también puede llevar a pensar en faltas, y es que Google ha tenido que recortar en lujos para diseñar el Pixel 5, con la intención de reducir el precio al nivel de buques insignia más asequibles como el Samsung Galaxy S20 Fan Edition y el OnePlus 8.

En la mayoría de aspectos, está muy bien, pero existen algunos sacrificios que hacen que sea difícil que nos lo tomemos como un emblema asequible. El chipset del Pixel 5 no puede ni siquiera compararse con los procesadores del Samsung S20 FE o del OnePlus, y además la capacidad de zoom de sus dos cámaras podría ser mejor.

Pero lo que más echamos en falta son algunos aspectos propios de esta marca: a los amantes del sensor de profundidad Soli del Google Pixel 4, que habilitaba gestos en el aire, les entristecerá que haya desaparecido. En una época poco común para el mundo de los fabricantes de móviles, Google ha optado por abandonar su tecnología más distintiva en lugar de repetirla. LG hizo lo mismo cuando abandonó su propio sensor de profundidad, que introdujo en el LG V50, cuando sacó el LG V60.

En realidad, personalmente, no echamos de menos a Soli, sino la experiencia exclusiva de Google en la que se hubiera convertido. No obstante, aunque se haya prescindido de cierta tecnología de nueva generación, tampoco se trata de un retroceso al completo: el Pixel 5 incluye carga inalámbrica, una pantalla con frecuencia de actualización de 90Hz y 5G; mientras que su batería de 4.000mAh es mucho más amplia y, por lo tanto, dura mucho más que la batería de tan solo 2.800mAh del Pixel 4.

En  resumen, el Pixel 5 es una mezcla de sensaciones: cuenta con algunas carencias curiosas para tratarse de un teléfono nuevo, pero por lo demás es un dispositivo muy sólido. Está diseñado para ser considerado lo bastante óptimo por parte de cierto tipo de consumidor que esté dispuesto a renunciar a algunas funciones emblemáticas para obtener a cambio una experiencia de fotografía más cuidada; y de hecho, lo consigue. Pero esto es algo que otros teléfonos (como el Google Pixel 4a 5G, con una capacidad fotográfica prácticamente idéntica) también ofrecen a un precio mucho más bajo.

Todo esto no quita que el Google Pixel 5 ofrece algo que la mayoría de los otros buques insignia no ofrecen: hace que lo sientas en tus manos como uno de los teléfonos más pequeños del mercado, a pesar de tener una pantalla OLED de 6 pulgadas (por lo tanto, no tan pequeña), y se puede usar cómodamente con solo una mano. Sin embargo, con la llegada inminente del iPhone 12 mini, tendrá una seria competencia por conquistar el territorio del 'mini buque insignia'.

Google Pixel 5: Precio y fecha de lanzamiento

Google Pixel 5

(Image credit: Future)

El Google Pixel 5 se lanzó en EE. UU., Reino Unido y Australia el 15 de octubre. No ha llegado oficialmente al mercado español pero se puede adquirir en distintas plataformas.

El precio del Google Pixel 5 es de unos 639€, con una única configuración de 8GB de RAM y 128GB de almacenamiento. Está disponible en dos colores: Just Black (negro) y Sorta Sage (verde).

Este dispositivo es más barato que el Pixel 4, que salió al mercado a un precio de entorno a 1.000€; aunque, como ya hemos dicho, este nuevo precio más bajo conlleva algunos sacrificios.

El precio del Pixel 5 lo lleva directamente al extremo inferior del rango de precios de buques insignia, con el Pixel 4a 5G como la siguiente opción más asequible, a un precio de 500€, aunque habiendo visto que comparten casi las mismas especificaciones (Snapdragon 765G, 6GB de RAM, 128GB de almacenamiento) y cámaras casi idénticas, el 4a 5G resulta ser mejor partido que el Pixel 5 a pesar de tener un coste más bajo.

Diseño

(Image credit: Future)

El Google Pixel 5 es el primer teléfono, desde hace mucho tiempo, en tener una cubierta de metal: la industria ahora opta por vidrio, ya que permite una mejor transmisión de la señal (y carga inalámbrica). El metal se extiende alrededor de ambos lados para crear una estructura uniforme, todo en uno, lo cual también resulta poco habitual hoy en día. Esperamos que este diseño, al menos, sea mucho más resistente a cualquier daño, ya sea por desgaste o por caídas más graves.

El metal en sí mismo tiene un acabado mate que hace que parezca policarbonato, más que los típicos marcos de aluminio. Su textura resulta interesante, pero no es exactamente atractiva, aunque una cosa está clara: nos permite un agarre más sólido del teléfono.

Esto es importante porque, como se mencionó anteriormente, este smartphone parece pequeño: a pesar de tener una pantalla de 6 pulgadas, el cuerpo de metal ‘todo en uno’ y los bordes tan finos hacen que el teléfono resulte más compacto; contando con 8mm de grosor, resulta uno de los teléfonos más delgados del mercado.

No todos los aspectos de este formato pequeño están perfectamente diseñados: el botón de bloqueo de metal y el control de volumen en el lado derecho del teléfono apenas sobresalen del cuerpo del teléfono y oponen más resistencia de lo esperado, los cuales se vuelven un poco difíciles de presionar. Los botones de plástico grandes y sobresalientes del Pixel 4 y el Google Pixel 4a (así como del 4a 5G) eran mucho más fáciles de manejar. Es una crítica extraña pero debemos mencionarla, ya que hoy en día rara vez nos quejamos de los botones.

Entonces, si la cubierta es de metal, ¿cómo funciona la carga inalámbrica? Resulta que Google ha sido lo bastante inteligente como para perforar un pequeño agujero en la placa trasera sobre la bobina de carga, y después la cubrió con resina y la pintó, tal y como descubrió Daniel Bader de la plataforma Android Central.

Google Pixel 5

(Image credit: Future)

En la parte trasera del teléfono encontramos un bloque cuadrado de cámaras que es casi idéntico al del Pixel 4, aunque el flash se ha trasladado de la parte superior a la inferior de la estructura. El sensor de huellas dactilares es de forma circular y se encuentra en el centro superior de la parte trasera; no es tan exacto como nos gustaría y, en algunas ocasiones, nos llevó un par de intentos registrar nuestra huella, pero también hay que decir que es bastante fácil de encontrar sin mirar.

Incluye una entrada de tarjeta SIM en el lado izquierdo, aunque por desgracia no cuenta con una ranura para microSD, por lo que no se puede ampliar el almacenamiento. También cuenta con un puerto USB-C en la parte inferior del teléfono, y un altavoz a la derecha. Desafortunadamente, la calidad de audio del altavoz que tanto destacamos del Pixel 4 no es la misma en el Pixel 5; tiende a emitir un sonido metálico.

Pantalla

La pantalla Full HD Plus de 6 pulgadas (2340 x 1080) es una pantalla nítida y brillante, con bordes muy finos y un pequeño agujero para la cámara frontal. Esto significa una proporción pantalla-cuerpo mucho mejor que la del Pixel 4, que incluía una barra negra sólida en la parte superior de la pantalla. Claro que como esa barra contenía varios sensores, incluyendo el sensor de profundidad Soli, que permitía funciones como el control por gestos en el aire, el hecho de tener ahora más espacio en la pantalla resulta una ventaja un tanto agridulce.

La pantalla conserva la frecuencia de actualización de 90Hz que Google implementó en el Pixel 4, y sigue siendo igual de fluida. Si bien consume batería a un ritmo más rápido (puedes cambiar a 60Hz desde la configuración del teléfono), este efecto vale la pena para navegar por Internet o por la biblioteca de aplicaciones sin la irregularidad que experimentas con 60Hz y tasas inferiores.

Google Pixel 5

(Image credit: Future)

Cámara

El Google Pixel 5 incluye un par de cámaras traseras, y es normal que puedas llegar a pensar que son iguales que las cámaras del Pixel 4, ya que el nuevo dispositivo ha heredado el bloque de cámaras con cubierta de vidrio del modelo anterior. Dispone del mismo disparador principal de 12.2MP, pero el Pixel 5 ha sustituido el teleobjetivo óptico 2x de su predecesor por un objetivo ultra gran angular de 16MP.

Aunque el objetivo ultra angular significa que el Pixel 5 pierde capacidades de zoom decentes, preferimos tener la opción de poder incluir a más personas o más espacio en el marco de la foto, aunque el campo de visión de 107 grados no es tan ancho como algunos objetivos ultra-anchos de más de 120 grados que ofrecen otros teléfonos móviles. Sin embargo, según nuestras propias fotos comparativas, la cámara con zoom óptico 2x del Pixel 4 no funciona exageradamente mejor que el zoom digital del Pixel 5. Y además este último suma puntos por la utilidad del ultra gran angular.

Google Pixel 5

(Image credit: Future)

Las fotos que hicimos con el Pixel 5 durante nuestro periodo de prueba resultaron en una mezcla de sensaciones. El enfoque es un problema con objetos que están cerca de nosotros o en movimiento. Las mejores fotos salen a plena luz del día, se ven nítidas y muestran una paleta de colores muy agradable, pero las imágenes con poca luz mantienen el mismo ruido, o incluso más, que las fotos de otros teléfonos insignia con las que llevamos a cabo el proceso de comparación. Debido el fuerte énfasis de la serie Pixel en la fotografía nocturna, esto nos pareció bastante sorprendente.

Sin embargo, el teléfono también capta colores exactos con poca luz; en comparación con las imágenes del iPhone 11 Pro Max, por ejemplo, que dejan entrever un filtro amarillo, el Pixel 5 captura los tonos correctos. Además, su objetivo ultra ancho también provoca mucha menos distorsión en los bordes que las imágenes de objetivos similares en otros dispositivos.

El Pixel 5 realmente destaca por su software de edición: abre una imagen y haz clic en el botón de tres 'niveles' y encontrarás una gran cantidad de funciones de edición, las cuales se han reorganizado en una interfaz mucho más fácil de usar que la del Pixel 4. Incluye incluso características de software nuevas, como Portrait Light, que simula una luz de relleno para iluminar rostros y objetos desde ángulos concretos, lo cual resulta bastante útil si pretendes añadir una iluminación espectacular o resaltar partes concretas del objeto después de hacer una foto.

Tal y como es típico en la línea de teléfonos Pixel, el Pixel 5 se apoya en el software para capturar imágenes dinámicas con buena calidad de color, e incluso presenta nuevas e interesantes funciones para tratar las fotos una vez hechas; sin embargo, no resulta muy útil para las imágenes captadas con poca luz.

Pruebas de cámara

Imagen 1 de 11

(Image credit: Future)
Imagen 2 de 11

(Image credit: Future)
Imagen 3 de 11

Cámara principal al anochecer

Cámara principal al anochecer (Image credit: Future)
Imagen 4 de 11

...y la cámara ultra-ancha.

...y la cámara ultra-ancha. (Image credit: Future)
Imagen 5 de 11

El modo retrato puede mostrar una profundidad asombrosa...

El modo retrato puede mostrar una profundidad asombrosa... (Image credit: Future)
Imagen 6 de 11

...pero no siempre con muy buena claridad

...pero no siempre con muy buena claridad (Image credit: Future)
Imagen 7 de 11

El modo nocturno se beneficia de fuentes de luz uniformes

El modo nocturno se beneficia de fuentes de luz uniformes (Image credit: Future)
Imagen 8 de 11

Pero el software tiene dificultades para capturar imágenes claras por la noche cuando existen múltiples fuentes de luz.

Pero el software tiene dificultades para capturar imágenes claras por la noche cuando existen múltiples fuentes de luz. (Image credit: Future)
Imagen 9 de 11

El modo nocturno puede ser interesante...

El modo nocturno puede ser interesante... (Image credit: Future)
Imagen 10 de 11

...o decepcionante.

...o decepcionante. (Image credit: Future)
Imagen 11 de 11

Pero como siempre, el software de fotos Pixel hace que los efectos de profundidad parezcan fáciles.

Pero como siempre, el software de fotos Pixel hace que los efectos de profundidad parezcan fáciles. (Image credit: Future)

Especificaciones y rendimiento

Las especificaciones del Pixel 5 son una de las muchas áreas en las que Google ha hecho recortes, probablemente para reducir el coste. El chipset Snapdragon 765G no es tan de primer nivel como el Snapdragon 865 que alimenta los principales dispositivos móviles Android de 2020, como la línea Samsung Galaxy S20, o el Snapdragon 865 Plus del nuevo OnePlus 8T, por ejemplo; pero funciona bastante bien.

El procesador viene acompañado de 8 GB de RAM, así que el Pixel 5 es capaz de llevar a cabo velozmente tareas como navegar por la web, jugar y reproducir contenido multimedia. No experimentamos ninguna desaceleración lo suficientemente remarcable, aunque después de jugar algunas rondas del ‘Call of Duty: Mobile’, sí que experimentamos algún que otro enganche de las animaciones (por suerte, no a mitad del juego).

Las puntuaciones conseguidas tras poner a prueba el teléfono con el software de análisis benchmark, ya son otra historia: según Geekbench 5, que le concede una puntuación de 1617, las especificaciones del Pixel 5 funcionan peor que las del Samsung Galaxy S20 Fan Edition (puntuación de 2928), cuyo precio es similar, pero funciona con un chipset Snapdragon 865. No es que esto nos sorprenda realmente, pero puesto que el Google Pixel 4a 5G obtuvo una puntuación aproximadamente similar (de 1614), los hechos parecen confirmar que el Google Pixel 5 no funciona mucho mejor que su equivalente más económico.

El Pixel 5 incluye 128 GB de almacenamiento y, al igual que con su predecesor, no puedes ampliarlo a través de una micro SD. Es frustrante, ya que si necesitas más almacenamiento, solo puedes optar por la nube.

El Pixel 5 funciona con Android 11 de fábrica, con nuevas funciones incorporadas que incluyen grabación de pantalla, la función ‘Conversaciones’, que recopila todos los mensajes de distintas aplicaciones en un solo lugar y controles ‘Smart Home’ mejorados.

Google Pixel 5

(Image credit: Future)

Duración de la batería

Una de las mejoras más destacables del Pixel 5 con respecto a su predecesor es la batería de 4.000mAh; durante nuestras pruebas, aguantó sin problema hasta el segundo día, teniendo en cuenta que el Pixel 4, con su batería de 2.800mAh, empezó a marcar un solo dígito durante las primeras horas de la noche.

La duración de la batería fue una de las principales quejas del Pixel 4, y Google parece haber captado el mensaje. Y además del almacenamiento ampliado, el Pixel 5 también cuenta con una nueva función de software llamada 'Extreme Battery Saver'. Como bien puedes deducir, se trata es una versión mejorada de la función de ahorro de batería estándar, la cual va más allá de activar el modo oscuro y pausar la actividad en segundo plano para desactivar la detección de puntos de acceso Wi-Fi y otras actividades que consumen batería, aunque lo más importante es que ahora puedes incluir aplicaciones en la 'lista blanca' para mantenerlas funcionando de forma normal.

El Pixel 5 incluye un cable de carga rápida de 18W en la caja y es compatible con el tipo de carga inalámbrica Qi. Además, también puedes usar el móvil para llevar a cabo una carga inalámbrica inversa en otros dispositivos y, aunque nos resultó un poco difícil cargar dispositivos más pequeños de forma constante (como fundas para auriculares inalámbricos), resulta bastante fácil cargar otro teléfono móvil.

¿Deberías comprar el Google Pixel 5?

Google Pixel 5

(Image credit: TechRadar)

Cómpralo si...

Te gusta hacer y editar fotos
El Pixel 5 no cuenta con una amplia gama de cámaras traseras, pero su software de fotografía es excelente, y en especial para editar imágenes después de hacerlas.

Buscas un buen teléfono en formato pequeño

El Pixel 5 se puede usar fácilmente con una sola mano, lo cual no ocurre con la gran mayoría de los teléfonos insignia; no ocupará demasiado espacio en tu bolso ni en tus bolsillos.

Buscas una experiencia de Android puro
El Google Pixel 5 funciona con Android 11, y es uno de los primeros teléfonos en hacerlo. Y, como ocurre siempre con los teléfonos Pixel, no está abarrotado de aplicaciones, configuraciones y otros extras de interfaz superfluos.

No lo compres si..

Quieres el teléfono móvil más potente del mercado
El Pixel 5 es rápido, pero no tan rápido como los teléfonos más potentes que existen, como el Samsung Galaxy Note 20 Ultra.

Buscas las mejores cámaras de móvil
El Pixel 5 es capaz de hacer fotos maravillosas, pero no tiene el conjunto de objetivos más avanzado. Si lo que quieres es poder hacer fotos con un buen zoom, mejor opta por un teléfono que incluya teleobjetivos, como la línea de dispositivos Samsung Galaxy S20.

Quieres la pantalla más grande posible
El Pixel 5 tiene una gran pantalla de 6 pulgadas, pero esta se encuentra enormemente eclipsada por dispositivos móviles más grandes como el Samsung Galaxy S20 Fan Edition y el OnePlus 8T de 6.55 pulgadas, ambos disponibles por un precio similar; o por un precio más alto, el Samsung Galaxy S20 Plus de 6.7 pulgadas. .

Primer análisis: Octubre 2020