La gente se rió cuando Google anunció Gmail el 1 de abril de 2004... ¿Quién se ríe ahora?

El logotipo de Gmail junto a líneas que conectan con símbolos y candados.
(Crédito de imagen: Google)

Gmail no fue el primer proveedor de servicios de correo electrónico, pero 20 años después de su lanzamiento, es sin duda uno de los más populares (quizá el más popular) que existen en la actualidad. 

Si se excluye el cliente de correo electrónico de Apple, que domina debido a la prevalencia de dispositivos iOS, macOS y iPadOS, Gmail es el número uno en todo el mundo con una participación del 31,2% de los usuarios en 2024, según Litmus. Su competidor más cercano, Outlook de Microsoft, en comparación, sólo disfruta de poco menos del 5% de todos los usuarios. 

Pero, ¿cómo llegó a dominar el espacio un servicio así, que incluso muchos en Google parecían reacios a utilizar?

No vino a competir, sino a llamar la atención

El panorama era muy distinto en 2004, cuando Google lanzó por primera vez su cliente Gmail. Yahoo Mail y Hotmail de Microsoft dominaban el mercado en la época en que el gigante tecnológico estaba construyendo su servicio de correo electrónico, con 1,2 millones y 30 millones de usuarios activos respectivamente, informó CNBC, por lo que parecía poco probable que otro participante pudiera amenazar su dominio.

La idea de Gmail surgió del vigésimo tercer empleado de Google, Paul Buchheit, quien, según TIME, empezó a crear un programa de correo electrónico a finales de los noventa. Originalmente llamado Caribou, el proyecto comenzó con Buchheit construyendo un motor de búsqueda para su propio servidor de correo electrónico, y esa es su definición que lo impulsó desde el estatus de retador a disruptor.

Otros servicios no ofrecían entonces una función de búsqueda, por lo que el servicio ofrecía mucha más capacidad en la bandeja de entrada que los 4MB que ofrecían servicios como Hotmail. En concreto, a cada usuario se le concedía 1GB de espacio tras considerar diferentes cantidades.

"Mucha gente pensó que era una mala idea, tanto desde el punto de vista del producto como desde el estratégico", afirma Buchheit. "La preocupación era que esto no tenía nada que ver con la búsqueda web. A algunos también les preocupaba que esto provocara que otras empresas, como Microsoft, nos mataran".

Desde entonces, el servicio se ha convertido en el más popular de los que no son de Apple y ha innovado con varias funciones nuevas a lo largo de los años. Gmail se ha integrado cada vez más en otros productos de Google y en toda la suite. Más recientemente, Google ha apostado fuerte por las funciones de inteligencia artificial (IA) que, por ejemplo, ayudan a redactar un correo electrónico o incluso permiten responder a mensajes con respuestas preparadas de antemano. Esto ha recibido un impulso gracias a la próxima integración de Gemini.

Al igual que su anuncio pareció una farsa en su momento, este año empezó a circular un correo electrónico en el que se sugería que Google dejaría de utilizar Gmail en agosto de 2024. Según todos los indicios, se trataba de un engaño, y Google confirmó que Gmail está aquí para quedarse, y es probable que dure muchos años.

También te interesará...

Antonio Romero

Editor en TechRadar España de día, guitarrista de blues y friki de los cómics de noche. ¿O era al revés?


Aportaciones de