Skip to main content

Aún no tenemos soporte para 1440p en PS5: ¿cuánto más tenemos que esperar?

Soporte para PS5 1440p
(Crédito de imagen: Shutterstock/Alex Van Aken)

Han pasado casi seis meses desde el lanzamiento de la PS5, pero todavía no hay señales de compatibilidad con el modo de 1440p para la última consola de Sony.

El 14 de abril se lanzó una nueva actualización de PS5, que trajo algunos cambios bienvenidos a la interfaz de usuario de PlayStation y algunas funciones adicionales muy necesarias para el sistema, como poder guardar juegos de PS5 en un disco duro USB externo. También hubo algunas sorpresas, como poder desactivar el HDR para juegos que no lo soportan, y una forma fácil de habilitar la compatibilidad con 120Hz en PS5.

Sin embargo, es molesto que Sony todavía se muestre reticente a la hora de desbloquear el soporte para el puerto SSD M.2 interno de la PS5, lo que significa que los usuarios todavía tienen únicamente 667GB de espacio de almacenamiento útil en la PS5 para jugar títulos de la PS5 en un futuro previsible. Pero la otra gran ausencia en la actualización de abril de PS5 que parece mucho más simple de implementar, y es el soporte para 1440p. ¿Dónde está?

1440p es una resolución cada vez más común y posiblemente sea el estándar ahora para la mayoría de los fabricantes de monitores y gamers de PC. Por ello, hay una gran cantidad de usuarios que conectarán su consola PlayStation 5 a un monitor, especialmente los streamers. Pero a menos que tengas una pantalla 4K, la PS5 tiene una salida predeterminada de 1080p, aunque reducida.

Eso significa que quienes juegan en una pantalla de 1440p se pierden un 78% más de píxeles debido a que tienen que jugar en 1080p, lo que no es en absoluto aceptable si consideramos que tanto la Xbox Series X como la Xbox Series S permiten a los usuarios reproducir a 1440p. De hecho, Xbox One añadió soporte de 1440p en 2018. Tres años después, Sony todavía no ha incorporado la opción a PS4, PS4 Pro ni, lo que es más importante, PS5.

Desigualdad en pantalla

(Image credit: Sony)

Pero, ¿por qué esto es así? Bueno, según el jefe de hardware de PlayStation en Sony, Masayasu Ito, y el jefe de la plataforma de PlayStation, Hideaki Nishino, es porque la compañía quiere "priorizar el soporte para televisores" (gracias, Eurogamer).

Esa afirmación tiene poco sentido: la PS4, PS4 Pro y PS5 nunca han tenido problemas para emitir en 4K o en 1080p en ninguna pantalla, hasta donde sabemos, pero lo que hace que la situación sea aún más frustrante es que Ito-san también dijo que "no hay ningún problema tecnológico" en términos de que la PS5 sea capaz de soportar una resolución de 1440p. Y así y todo...

Sony también ha declarado que está atenta a las tendencias del mercado para ver si hay demanda de 1440p, pero no es difícil comprobar que las ventas de monitores de 1440p sin duda eclipsan las de 1080p en este momento. Además, si están vendiendo una consola que es mucho más potente que la PS4 Pro, con la que muchas veces no se podía jugar a 4K de forma nativa, ¿de verdad quiere Sony que los usuarios jueguen en 1080p?

Mejoras visuales

(Image credit: 3DGuru)

La compatibilidad con 1440p no es la única área en la que Microsoft tiene una ventaja cuando se trata de funcionar en una amplia variedad de pantallas. Xbox One, Xbox Series X y Xbox Series S también recibieron soporte para frecuencias de actualización variables (VRR) en el 2018, lo que ayuda a eliminar la desincronización de pantalla y el lag que hay durante las pequeñas caídas de velocidad de fotogramas. Esto se ha convertido en otra característica imprescindible en PC, con FreeSync y G-Sync logrando prácticamente el mismo resultado, pero está completamente ausente en PS5 (aunque Sony ha insinuado que el VRR está por llegar).

El modo automático de baja latencia (ALLM) también falta en PS5, lo que le pide a un televisor que habilite el "Modo de juego", o el equivalente a su configuración de entrada más baja, cuando detecta que se ha encendido una consola. Como era de esperar en este momento, esta función sí está disponible en Xbox One, Xbox Series X y Xbox Series S.

Vale la pena señalar que Sony es también un potente fabricante de televisores, mientras que Microsoft no lo es. Si alguien debería poder crear una consola que admita la última tecnología de pantalla, esa es Sony. Sin embargo, es Microsoft quien ofrece a los usuarios una característica de calidad de vida que realmente debería darse por sentada en este momento.

Dado que Sony generalmente tarda meses en lanzar actualizaciones importantes del sistema, aún no está claro cuándo llegará el soporte para 1440p en PS5. Pero cuanto más se alarga la espera, más ridícula se vuelve la situación.