Skip to main content

Puede que utilizar un iPhone no sea tan seguro como piensas

iphone
(Crédito de imagen: StockSnap/Pixabay)

Aunque muchos usuarios de iPhone consideran que sus dispositivos son imposibles de hackear, ese no es el caso en realidad, ya que en los últimos años se ha demostrado que nuestros smartphones, ya sean de iOS o Android, pueden estar expuestos a una amplia variedad de amenazas diferentes.

En una nueva entrada de blog, NordVPN ha enfrentado entre sí a los dos sistemas operativos móviles más populares y ha revelado que, aunque es verdad que iOS es más seguro que Android en cuanto a su hardware y la App Store, puede seguir siendo atacado.

Por ejemplo, en agosto de 2019, el investigador de seguridad Ian Beer, de Google Project Zero, descubrió un tipo de vulnerabilidad imperceptible en varios iPhone y otros dispositivos con sistema iOS que permitía a un atacante reiniciarlos y tomar el control sobre ellos de forma remota. Al quebrantar esta vulnerabilidad, se podían leer correos electrónicos, descargar fotos e incluso espiar a los usuarios a través de su micrófono y cámara. Pero afortunadamente, Apple lanzó una solución para este problema y todos los dispositivos actualizados ahora son completamente seguros.

El experto en privacidad digital de NordVPN, Daniel Markuson, ofreció más información sobre esta vulnerabilidad y sus implicaciones en lo que respecta a la seguridad de iOS; dijo:

“Este caso ha demostrado que nadie está realmente seguro. Y aunque no hay grabaciones de hackers utilizando esta vulnerabilidad, los usuarios de Apple deberían llevar más cuidado y quizás incluso olvidar el mito de que los iPhone no se pueden hackear.”

Seguridad en iPhone

Una de las formas más comunes de hacerse con el control de tu iPhone o, al menos, de tu ID de Apple, es averiguando la contraseña. Esto puede suceder fácilmente si reutilizaste tu contraseña en varias cuentas y si acabó añadiéndose a la lista de contraseñas más comunes de NordVPN.

Por esta razón debes evitar reutilizar contraseñas y asegurarte de crear una clave segura, única y compleja en cada una de tus cuentas. Y aunque puedes usar un generador de contraseñas para ello, la mayoría de administradores de contraseñas ahora ya cuentan con esa función, además de permitirte almacenar y sincronizar tus contraseñas en todos tus dispositivos.

Aparte de quebrantar los límites de seguridad o adivinar contraseñas, los ciberdelincuentes también pueden obtener acceso a tu iPhone mediante un simple error humano. Por ejemplo, alguien podría enviarte un enlace sospechoso o usar una página web falsa para tratar de robar tus credenciales. Y del mismo modo, una aplicación podría solicitar permisos innecesarios para acceder a los servicios de ubicación o a tu cámara del móvil.

Por último, cabe tener en cuenta que los hackers suelen utilizar redes Wi-Fi públicas o no protegidas para robar información personal, así que debes proteger siempre tu iPhone con una VPN cuando te conectes a redes fuera de casa.

En conclusión, aunque el iPhone de Apple puede ser más seguro que otros smartphones de Android, los trucos y las herramientas utilizadas por los ciberdelincuentes pueden llegar a comprometer las cuentas o los dispositivos de cualquier persona, sea cual sea la marca de su teléfono móvil, así que nuestra seguridad online es algo que todos deberíamos empezar a tomarnos en serio.