La cámara selfie del Samsung Galaxy S23 podría venir con una mejora importante para los vídeos

La pantalla del Samsung Galaxy S22
(Crédito de imagen: Future / Lance Ulanoff)

Aunque todavía quedan muchos meses para su lanzamiento, el Samsung Galaxy S23 (opens in new tab)ya ha comenzado a filtrarse, y una de las filtraciones más importantes ha sugerido que el próximo buque insignia vendrá con una cámara selfie mejor.

Esto es lo que han afirmado en la conocida web de noticias de Samsung llamada GalaxyClub (opens in new tab), y aparentemente, la compañía pretende equipar el Galaxy S23 con una cámara selfie de 12MP, lo cual supondría el primer aumento de resolución de la cámara frontal desde 2019 (cuando el Galaxy S10 llegó con el sensor de 10MP).

Cabe señalar que estamos hablando del Galaxy S23 estándar y el S23+, ya que el Ultra (opens in new tab)ya cuenta con una de alta resolución.

Que la cámara selfie cuente con una resolución mayor, también significa que será capaz de grabar en 4K, por lo que los vídeos también serán mucho mejores. Esto es algo que ya ofrecen muchos otros móviles premium, y parece que Samsung por fin ha decidido unirse a los demás.

Dicho esto, una cámara de 12MP no garantiza que Samsung decida finalmente habilitar la grabación de vídeos en 4K, de hecho, la compañía cuenta con otros teléfonos más asequibles, como el Galaxy A53 (opens in new tab), que cuentan con cámaras selfie de 32MP, pero no ha incluido esta opción en el software.

Por lo tanto, tendremos que esperar para ver qué hace Samsung finalmente; tanto para saber si es verdad lo de la cámara frontal de 12MP en los S23, como para saber si habilita el vídeo en 4K. Eso sí, tenemos esperanzas de que así sea.


Pero vamos, tampoco sería una cámara selfie para tirar cohetes

Incluso aunque el Samsung Galaxy S23 cuente con una cámara frontal de 12MP, seguirá sin suponer precisamente una bestia para las fotos selfies; hoy en día hay muchos teléfonos que utilizan el autorretrato de calidad con la lente frontal como como una característica clave de venta.

Un ejemplo es el Vivo V23 (opens in new tab), que tiene una cámara frontal de 44MP y una segunda cámara frontal secundaria, que es un sensor de profundidad para tomar fotos fantásticas.

Otro ejemplo, aunque este móvil solo se puso a la venta en China, es el Moto Edge X30, que tenía una cámara selfie de 60MP, ni más ni menos.

Dada la popularidad de las aplicaciones de redes sociales como TikTok e Instagram, mucha gente utiliza mucho las cámaras delanteras de sus teléfonos, incluso más que las traseras, por lo que tiene sentido que las empresas se centren en esta característica para determinados compradores. 

Una cámara selfie de 12MP en un móvil de Samsung no va a arrasar precisamente con este mercado objetivo. Pero dado que su serie Galaxy A es la que se dirige a los jóvenes que son los que más usan las redes sociales, la gama insignia no necesita destacar demasiado por su capacidad de hacer fotos selfie; solo necesita estar a la altura del resto de mejores teléfonos del mercado (opens in new tab).

Soy ingeniera informática y editora del equipo de TechRadar España. Me gusta todo tipo de tecnología, pero los ordenadores son mis dispositivos preferidos. Además de escribir sobre ellos me encanta arreglarlos, al fin y al cabo, pueden llegar a estar tan locos como yo.

Aportaciones de