Skip to main content

MacBook Pro 14 pulgadas (2021): análisis

Un portátil de Apple para creativos realmente impresionante

MacBook Pro 14 pulgadas
(Image: © Future)

Nuestro veredicto

El MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) es el mejor portátil para profesionales creativos que puedes comprar ahora mismo. Ofrece un rendimiento asombroso, incluso solo con la batería, y viene con la mejor pantalla que encontrarás en un portátil en este momento. No es apto para todo el mundo ni para tareas cotidianas, pero para los editores de vídeo, programadores, productores de música y fotógrafos, no hay nada mejor.

Pros

  • Rendimiento increíble
  • La mejor pantalla en un portátil
  • Batería de larga duración
  • Muchos puertos

Contras

  • A algunos les puede faltar pantalla
  • Para un uso no profesional puede ser demasiado

TechRadar Verdict

El MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) es el mejor portátil para profesionales creativos que puedes comprar ahora mismo. Ofrece un rendimiento asombroso, incluso solo con la batería, y viene con la mejor pantalla que encontrarás en un portátil en este momento. No es apto para todo el mundo ni para tareas cotidianas, pero para los editores de vídeo, programadores, productores de música y fotógrafos, no hay nada mejor.

Pros

  • + Rendimiento increíble
  • + La mejor pantalla en un portátil
  • + Batería de larga duración
  • + Muchos puertos

Cons

  • - A algunos les puede faltar pantalla
  • - Para un uso no profesional puede ser demasiado

Análisis en dos minutos

El MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) es el más pequeño de los dos nuevos MacBooks de Apple (el otro es el MacBook Pro de 16 pulgadas), y ahora vienen con la potencia del M1 Pro y el M1 Max, los procesadores más impresionantes que Apple ha hecho hasta ahora. 

Lo que los de Cupertino han creado aquí es sin duda alguna el mejor portátil para profesionales creativos que jamás hayamos probado. En el pasado, la gente ha criticado a Apple por anteponer el diseño a la funcionalidad, incluso a pesar de los deseos de sus usuarios, lo que llevó a que los MacBooks anteriores tuvieran una cantidad insignificante de puertos solo para que pudieran ser finos y ligeros. La buena noticia es que Apple no solo ha estado escuchando a sus clientes, sino que ha hecho caso a sus comentarios. 

Por ello, el nuevo MacBook Pro de 14 pulgadas viene con una gran selección de puertos. Tiene tres Thunderbolt 4, un HDMI, una ranura para tarjeta SDXC y un puerto MagSafe 3 para carga. Si alguna vez has tenido que depender de un hub para conectar un monitor externo o la tarjeta de memoria de tu cámara, con el MacBook Pro de 14 pulgadas ya no tienes que preocuparte de eso. Al enfocar el MacBook Pro de 14 pulgadas directamente en los profesionales y dejar el diseño delgado, ligero y esbelto al MacBook Air más convencional, Apple ha creado un dispositivo que posiblemente sea más especializado, pero mucho más exitoso.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Esto significa que este no será el portátil que buscan muchos. Ofrece un nivel de potencia que la mayoría nunca necesitará, y con un precio inicial de 2.249€, probablemente también será demasiado caro para un gran porcentaje de consumidores.

Sin embargo, si necesitas este tipo de potencia bruta para editar material en 8K, organizar producciones musicales o compilar y probar código complejo, entonces simplemente no encontrarás un portátil mejor.

No solo se han actualizado los componentes internos gracias a los nuevos procesadores M1 Pro y M1 Max, sino que también se ha mejorado la pantalla. Ahora es más grande que el modelo de 13 pulgadas y es una Liquid Retina XDR mini-LED. Esa tecnología mini-LED es la misma que se encuentra en el nuevo iPad Pro, y es igual de impresionante, ya que ofrece una enorme relación de contraste de 1.000.000:1. Si estás trabajando con fotos y vídeos HDR, nunca habrás visto el contenido así de bien. También incluye la tecnología ProMotion, que ofrece tasas de refresco de hasta 120Hz, que se pueden adaptar en función del contenido que haya en pantalla. Esto no solo hace que los vídeos se vean geniales, sino que incluso el desplazamiento por las webs se beneficia de esta tecnología, ya que ahora da una sensación mucho más fluida. Al igual que con las pantallas anteriores de MacBook Pro, también es compatible con la gama de colores P3. 

La duración de la batería también se ha alargado, y ahora puede llegar a las 17 horas, lo que es mucho para un portátil de trabajo de este calibre. No solo eso, sino que el MacBook Pro de 14 pulgadas continúa ejecutando tareas complejas incluso cuando usa solo la batería, en lugar de limitar el rendimiento para preservar la vida útil de la batería, como otros portátiles.

MacBook Pro de 14 pulgadas sobre una mesa

(Image credit: Future)

Y es en este apartado donde lo que ha hecho Apple con el hardware, con su propio procesador M1 Pro o M1 Max, y el software, con macOS Monterey, realmente destaque, ya que le ha permitido a la compañía ajustar el rendimiento y el consumo de energía para lanzar un portátil potente que puede durar más que la competencia. 

Una cámara de 1080p y altavoces con calidad de estudio completan las mejoras que Apple ha introducido. Son detalles importantes en esta época en la que muchos de nosotros trabajamos desde casa. Si eres un profesional creativo que busca un nuevo portátil para trabajar, entonces el MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) es el mejor que puedes comprar en este momento.

Precio y disponibilidad

Hoja de especificaciones

Aquí está la configuración del MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) enviado a TechRadar para su análisis:

CPU: Apple M1 Pro (10 núcleos)

Gráficos: GPU de 16 núcleos integrada

RAM: 32GB 

Pantalla: pantalla Liquid Retina XDR de 14,2 pulgadas, 3.024 x 1.964 (mini-LED, 1.000 nits, gama de colores P3, ProMotion)

Almacenamiento: SSD de 512GB 

Puertos: 3x Thunderbolt 4 (USB-C), HDMI, ranura para tarjeta SDXC, conector para auriculares de 3,5 mm, MagSafe 3 

Conectividad: Wi-Fi 6, Bluetooth 5.0 

Cámara: FaceTime HD de 1080p 

Peso: 1,6 kg 

Tamaño: 31,26 x 22,12 x 1,55cm

El nuevo MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) tiene una increíble capacidad en términos de hardware para diseño, y está dirigido a profesionales creativos que necesitan un hardware potente, lo que significa que es un portátil caro. Muy caro. 

El MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) con CPU de 8 núcleos, GPU M1 Pro de 14 núcleos con 16GB de RAM y almacenamiento SSD de 512GB está a partir de 2.249€, y el más potente con CPU de 10 núcleos, GPU M1 Pro de 16 núcleos con 16GB de RAM y almacenamiento SSD de 1TB te costará 2.749€. 

Puedes configurar el MacBook Pro de 14 pulgadas con más RAM y espacio de almacenamiento, con 16GB, 32GB y 64GB, y hasta 8TB de almacenamiento SSD, lo que, por supuesto, también aumenta el precio. También puedes ponerle el chip M1 Max, mucho más potente. Te dará más RAM (hasta 64GB) y duplica el rendimiento de los gráficos. 

La configuración máxima de la CPU de 10 núcleos y el procesador GPU M1 Max de 32 núcleos, 64GB de RAM y 8 TB de almacenamiento SSD cuesta la friolera de 6.659€, y aún puede ser más caro si quieres software profesional preinstalado.

Es un montón de dinero para cualquier mortal, por lo que debes considerar realmente si necesitas la potencia que ofrece el nuevo MacBook Pro de 14 pulgadas. Si no es así, pero aun así quieres un MacBook moderno para editar vídeos y otros trabajos creativos, siempre está el MacBook Pro de 13 pulgadas (M1, 2020). Viene con el chip M1 algo menos potente, pero en nuestras pruebas tuvo un rendimiento excelente, incluso editando vídeos en 8K.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Diseño

Muchos de nosotros hemos estado pidiendo a Apple un rediseño del MacBook Pro durante años, y con el MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) finalmente nos han hecho caso. Esta es la mayor actualización que ha tenido la línea en años, y parece que en Cupertino están una vez más apasionados por el MacBook Pro. 

El cambio de diseño más notable es el nuevo tamaño de pantalla de 14,2 pulgadas, un aumento de casi una pulgada en la pantalla de 13,3 pulgadas que viene con el MacBook Pro de 13 pulgadas. Este espacio adicional de pantalla está bien utilizado, ofreciendo un área mucho más grande para trabajar que el modelo de 13 pulgadas, sin aumentar demasiado el tamaño total del portátil. Si el MacBook Pro de 16 pulgadas te parece demasiado grande y el MacBook Pro de 13 pulgadas demasiado pequeño, entonces el de 14 pulgadas podría ser un buen término medio. 

Además de un aumento en el tamaño de la pantalla, la resolución también se ha aumentado de 2.560 x 1.600 que tenía el de 13 pulgadas a 3.024 x 1.964, lo que aumenta la densidad de píxeles de 227 por pulgada (ppp) a 254. No solo es una pantalla más grande, sino que también es más nítida.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Los biseles de alrededor de la pantalla también se han reducido. El contorno tan grueso de los MacBooks fue algo que criticamos bastante. Hicieron que los portátiles parecieran voluminosos y anticuados, mientras que rivales como Dell sacaban portátiles con marcos cada vez más finos. 

Por lo tanto, los biseles más delgados del MacBook Pro 14 pulgadas son muy bienvenidos. No solo hace que el portátil parezca más moderno y hace que toda tu atención se dirija a esa bonita pantalla, sino que también significa que Apple ha logrado implementar una pantalla más grande sin aumentar el tamaño del cuerpo del MacBook Pro. 

Las dimensiones son 31,26 x 22,12 x 1,55cm, que no son mucho más grandes que las dimensiones de 30,41 x 21,24 x 1,56cm del MacBook Pro de 13 pulgadas. Sin embargo, los biseles reducidos tienen un coste, ya que Apple ha introducido una de sus decisiones de diseño más controvertidas de los últimos tiempos: un notch que rodea la cámara.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

A diferencia del notch de la cámara del iPhone, que causó su propia controversia cuando se presentó, el notch del MacBook Pro de 14 pulgadas (y el nuevo MacBook Pro de 16 pulgadas, que también la tiene) es plano. 

Es algo que llama la atención, ya que el notch se extiende hacia la barra de menú que se encuentra en la parte superior de la pantalla. Sin embargo, macOS Monterey, que viene preinstalado en el MacBook Pro de 14 pulgadas (2021), hace que la barra de menú de aplicaciones se adapte al notch, por lo que si hay muchas entradas que se ejecutan a lo largo de la barra de menú, se reorganizan para que aparezcan a ambos lados del notch. 

Sin embargo, el cursor del ratón se mueve detrás del notch. No es la solución más elegante y Apple no ha dejado claro por qué hace falta tenerlo. Si bien la cámara web ha mejorado con una resolución de 1080p y un sensor más grande, muchos otros portátiles tienen cámaras de 1080p y biseles finos sin necesidad de un notch similar. A diferencia del iPhone, los nuevos MacBooks Pro no son compatibles con Face ID, que te permite iniciar sesión escaneando tu cara. 

Aun así, no es el factor decisivo que muchas personas dicen que es. De hecho, hay más espacio en la pantalla, ya que la barra de menú en sí está ahora más arriba (gracias a los biseles finos). Además, cuando usas aplicaciones en modo de pantalla completa o ves vídeos, no notarás el notch, ya que esa parte de la pantalla se oscurece. 

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Cuando abres el MacBook Pro de 14 pulgadas, puedes ver otro rediseño importante: ya no hay Touch Bar a lo largo de la parte superior del teclado. Esta recibió críticas entre algunos usuarios que la consideraron efectista, y los creadores de aplicaciones no la utilizaron realmente en todo su potencial.

Con los nuevos MacBook Pro, la Touch Bar desaparece y se sustituye de nuevo por teclas físicas. Sigue existiendo el botón Touch ID, para iniciar la sesión usando la huella dactilar, y sigue funcionando bien. Si no te gustaba la Touch Bar, te alegrarás del cambio, pero su ausencia decepcionará a los que sí les gustaba esta función.

El resto del teclado es el mismo Magic Keyboard que se encuentra en los últimos MacBooks. Esto no es malo en absoluto, ya que es sensible y da buena sensación al escribir. También es fiable, lo que es crucial tras los problemas de Apple con los antiguos teclados mariposa de los MacBooks más antiguos, que eran propensos a romperse si se les metían migas o polvo.

El otro cambio importante en el diseño es el de los puertos, ya que el MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) cuenta con tres puertos Thunderbolt 4, un HDMI, una ranura para tarjetas SDXC y un puerto MagSafe 3.

Con todos esos puertos a tu disposición, puedes conectar hasta tres pantallas Pro Display XDR y un televisor 4K con el M1 Max, o dos Pro Display XDR si optas por el M1 Pro.

Este aumento de puertos es muy bienvenido, ya que en el pasado nos hemos quejado de que los MacBook Pro no vienen con los suficientes. Estos son portátiles dirigidos a profesionales, así que aunque tener solo unos pocos puertos USB-C en un portátil como el MacBook Air está bien, cuando se trata de portátiles profesionales, necesitas más, ya que seguramente conectarás más equipos.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Parece que Apple ha escuchado a sus clientes y ha aumentado la selección de puertos. La ranura para tarjetas de memoria será bien recibida por los fotógrafos que quieran transferir rápidamente sus fotos al MacBook Pro para editarlas, y el puerto HDMI de tamaño completo significa que puedes conectar este portátil a un televisor o monitor sin necesidad de un adaptador.

Es estupendo ver que Apple responde a sus clientes de esta manera, y resuelve una de nuestras mayores quejas que teníamos con los modelos anteriores.

Estos nuevos puertos significan que el MacBook Pro de 14 pulgadas es más voluminoso que los modelos anteriores, y resulta casi retro ver un puerto HDMI de tamaño completo en un portátil, pero se trata de una 'workstation' seria para profesionales, y el impacto en su aspecto merece mucho la pena. Por supuesto, si quieres un portátil delgado y ligero que ponga más énfasis en el estilo que en la funcionalidad, siempre está el MacBook Air (M1, 2020), que sigue siendo nuestra elección como el mejor portátil que puedes comprar ahora mismo.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

También habrás notado que hay un puerto MagSafe 3. Se trata de un sistema de carga patentado que tiene un conector magnético. Esto permite conectar la fuente de alimentación de forma rápida y sencilla, y si se tira del cable accidentalmente, el cable de carga se desprenderá del MacBook Pro de 14 pulgadas fácilmente sin sufrir ningún daño. Es una incorporación que se agradece, especialmente porque también se puede cargar el MacBook Pro a través de un USB-C, por lo que los adaptadores de MacBook Pro más antiguos (o los cargadores de otras marcas de portátiles que utilizan USB-C) se pueden seguir usando, aunque la batería no se cargará tan rápidamente. No obstante, todo son opciones, y el MacBook Pro de 14 pulgadas te ofrece muchas.

En general, el nuevo diseño del MacBook Pro de 14 pulgadas es un acierto. Apple ha añadido las características que pedíamos a gritos, como unos biseles más finos y más puertos, a la vez que ha añadido una pantalla impresionante y más grande. Está disponible en dos colores: plata y gris espacial; que pueden decepcionar a quienes esperaban más opciones coloridas como en el nuevo iMac, pero mantienen ese aspecto elegante e icónico del MacBook.

Rendimiento

Benchmarks

A continuación puedes ver el rendimiento del MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) en nuestros benchmarks:

Cinebench R23 CPU: un solo núcleo: 1.533; multi-núcleo: 12.370

Geekbench 5: un solo núcleo: 1.766; multi-núcleo: 12.514

Duración de la batería (prueba de películas de TechRadar): 15 horas y 58 minutos

Handbrake: (1080p, rápido): 71,32 fps

Blender Classroom: 9 minutos y 49 segundos

Blender fishy_cat: 5 minutos 5 segundos

PugetBench Photoshop: 804 puntos

Aunque el nuevo diseño del MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) es una de las cosas más interesantes de este producto, los ajustes que Apple ha hecho en el hardware que hay bajo el chasis son aún más interesantes. Apple nos dejó boquiabiertos con su M1 cuando debutó en el MacBook Pro de 13 pulgadas el año pasado. Para ser el primer intento de fabricar su propio procesador para portátiles, después de haber utilizado anteriormente componentes de Intel, fue una prueba superada con creces, ya que dio al MacBook Pro de 13 pulgadas (M1, 2020) y al MacBook Air (M1, 2020) la potencia suficiente para editar vídeos en 8K, al tiempo que podía presumir de una excelente duración de la batería.

Por eso, cuando Apple anunció no uno, sino dos nuevos procesadores en el evento de presentación del MacBook Pro de 14 pulgadas, nos tocó ver, oír y callar. El M1 Pro y el M1 Max están disponibles en el MacBook Pro de 14 pulgadas y ofrecen un rendimiento que supera de sobra al M1.

Independientemente del procesador que elijas, tanto el M1 Pro como el M1 Max suponen un gran avance sobre el chip M1 existente, y el chip M1 no se quedaba atrás para empezar.

El M1 Pro (el de nuestro dispositivo de análisis) tiene una arquitectura de doble chip que admite hasta 32GB de RAM, con un ancho de banda de 200GB/s, que es casi tres veces el ancho de banda del M1.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

La CPU tiene ocho núcleos de alto rendimiento y dos núcleos de alta eficiencia, y el M1 Pro alternará entre ellos para optimizar el rendimiento en cualquier tarea que estés ejecutando. En cuanto a los gráficos, el M1 Pro viene con una GPU de 16 núcleos con 2.048 unidades de ejecución y un rendimiento de 5,2 teraflops, lo que Apple promete que es un rendimiento gráfico dos veces más rápido en comparación con el M1.

También hay una versión del M1 Pro con ocho núcleos en total. Al parecer, se trata de seis núcleos de rendimiento y dos de eficiencia, y una GPU de 14 núcleos, y está disponible en el modelo más barato del MacBook Pro de 14 pulgadas.

Si vas sobrado de dinero o quieres ejecutar aplicaciones muy exigentes, puedes optar por el M1 Max. Este chip de gama alta soporta hasta el doble de memoria que el M1 Pro, y también está compuesto por 57.000 millones de transistores, casi el doble que el M1.

Es importante tener en cuenta que el M1 Max viene con el mismo procesador de 10 núcleos que el M1 Pro, pero sin duda tiene otras ventajas. En cuanto al rendimiento gráfico, el M1 Max viene con 32 núcleos, el doble que el M1 Pro.

La GPU también cuenta con 4.096 unidades de ejecución, el doble que el M1 Pro, así como el doble de hilos simultáneos (98.304 frente a 49.512).

El modelo que tuvimos para analizar viene con el M1 Pro de 10 núcleos, 32GB de memoria y 512GB de SSD, y en nuestro tiempo de pruebas, nos pareció que funcionaba a las mil maravillas.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Para el uso diario, macOS Monterey es increíblemente rápido y resolutivo, y cuando simplemente navegas por Internet, la pantalla ProMotion del MacBook Pro de 14 pulgadas, con una tasa de refresco de hasta 120Hz, hace que el desplazamiento hacia arriba y hacia abajo de las webs (o documentos) sea increíblemente fluido.

Por supuesto, un portátil de este calibre es para hacer algo más que navegar por internet, y cuando se trata de trabajo creativo de nivel profesional, el MacBook Pro de 14 pulgadas realmente brilla.

La evidente potencia del M1 Pro nos permitió crear y editar escenas en 3D de forma rápida y fluida con Cinema 4D, y la RAM nos permitió manejar muy bien cargas de trabajo muy intensivas. Ofrece literalmente un rendimiento de estación de trabajo en un portátil. También pusimos en marcha el Final Cut Pro para editar vídeo en 8K, y el proceso fue tan fluido que impresionaba. Pudimos desplazarnos hacia adelante y hacia atrás, y el material en UHD ni siquiera se paró, e incluso pudimos añadir cuatro flujos de 8K a una escena y reproducirlos simultáneamente. Algo realmente impresionante.

Mientras trabajábamos en estos proyectos, no solo nos impresionó el rendimiento bruto del MacBook Pro de 14 pulgadas, sino también lo bien que se veía.

Esto es gracias a la nueva pantalla, que es una Liquid Retina XDR con tecnología mini-LED, que puede ofrecer hasta 1.000 nits de brillo en toda la pantalla, 1.600 nits de brillo máximo, una relación de contraste de 1.000.000:1 y una gama de colores P3.

Esto dio como resultado una calidad de imagen realmente impresionante al trabajar con vídeos y fotos. El material que editamos en 8K también estaba en HDR, y la pantalla del MacBook Pro de 14 pulgadas lo mostraba en todo su esplendor. La única forma de que se viera mejor es si hubiera sido en 8K nativo, pero eso es pedir demasiado.

Aun así, es una de las pantallas más impresionantes que hemos visto en un portátil. En un momento dado estábamos editando un corte 3D en Cinema 4D y, al cambiar la iluminación, nos deslumbró durante unos segundos. Fue un excelente ejemplo de lo brillante y vibrante que es esta pantalla. En los últimos años, los MacBooks de Apple ya no tenían las mejores pantallas de portátiles que se podían encontrar. Las ofertas OLED de empresas como Dell y Gigabyte superaban a los MacBooks de Apple. Ya no: Apple vuelve a tener la mejor pantalla que se puede conseguir en un portátil con el MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) y el MacBook Pro de 16 pulgadas (2021).

Los MacBook no solo son populares entre los editores de vídeo y los fotógrafos, sino que los músicos y los productores de música los utilizan a menudo, y la buena noticia es que el MacBook Pro de 14 pulgadas también hace un gran trabajo en este sentido. Hemos trabajado en un proyecto enormemente complejo en Logic Pro, con una partitura orquestal con más de 1.500 pistas distintas. Este proyecto nos lo proporcionó Apple (no tenemos el talento suficiente para hacer ni de lejos algo tan complejo), y fue un gran ejemplo de lo que el MacBook Pro de 14 pulgadas y su M1 Pro, pueden manejar. La carga del proyecto fue impresionantemente rápida, y pudimos saltar por la pista sin ningún problema, mientras editábamos y ajustábamos las pistas sobre la marcha.

El MacBook Pro de 14 pulgadas aguantó el tipo de forma admirable, y también sonó muy bien gracias a su configuración de seis altavoces.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Lo que más impresiona de todo esto es que, incluso cuando el MacBook Pro de 14 pulgadas funciona con batería, no se percibe una disminución del rendimiento. Esto es digno de admirar, ya que los portátiles suelen ralentizar algunos de sus componentes más exigentes cuando utilizan la batería para ayudar a preservar la vida de esta, lo que significa un descenso en el rendimiento. Esto suele considerarse algo inevitable, ya que mucha gente acepta que si quiere hacer tareas pesadas con su portátil, tendrá que enchufarlo.

Gracias al trabajo que ha realizado con los M1 Pro y M1 Max, el MacBook Pro de 14 pulgadas puede seguir trabajando con tareas complejas con la batería, sin impacto en el rendimiento ni un recorte drástico en la duración de la misma. Ser capaz de renderizar complejas escenas en 3D, o compilar y probar código, todo ello sin enchufar, es una sensación increíble y, junto con la excelente pantalla, los altavoces y la gran cantidad de puertos, hacen de esta una auténtica 'workstation' portátil que no necesita estar conectada a nada y te da un grado de libertad increíble a la hora de trabajar.

Somos conscientes de que hemos utilizado la palabra "increíble" bastantes veces en este análisis, pero resume lo que Apple ha hecho con el MacBook Pro de 14 pulgadas, y si eres un profesional creativo que busca algo potente para trabajar que puedas utilizar en cualquier lugar, este es el portátil para ti, sin duda.

Durante nuestras pruebas tampoco oímos que los ventiladores se pusieran en marcha, lo cual es ciertamente impresionante. Apple ha prestado mucha atención al diseño térmico del nuevo MacBook Pro de 14 pulgadas, y eso parece haber valido la pena, ya que estábamos realizando tareas que harían que los ventiladores se pusieran a tope rápidamente con otros portátiles.

La pantalla es, de nuevo, un aspecto destacado, e incluso cuando no estás creando, sino relajándote y viendo películas, te da una experiencia totalmente fantástica. Como es de imaginar, Apple TV+ y sus contenidos originales, compatibles con Dolby Vision, se ven (y suenan) impresionantes con el MacBook Pro de 14 pulgadas. Incluso nos hemos pegado alguna sesión de gaming.

Apple nunca ha fabricado un portátil gaming, pero los nuevos MacBook Pro de 14 y 16 pulgadas son los que más se acercan gracias a los chips M1 Pro y M1 Max, junto con una pantalla de alta frecuencia de actualización. Hemos jugado un rato a Metro Exodus en el MacBook Pro de 14 pulgadas y nos ha impresionado lo bien que lo ha movido en la configuración ultra. Hubo algunos problemas en los que la velocidad de fotogramas se redujo durante unos segundos, pero Metro Exodus, como la mayoría de los juegos, no ha sido creado para procesadores de Apple, por lo que se ejecuta a través de Rosetta 2. Con un poco de ajuste en la configuración gráfica, y una mejor compatibilidad con M1 en el futuro, estos nuevos MacBooks podrían ser formidables máquinas gaming, especialmente las ediciones M1 Max. Y eso es algo que nunca pensamos que diríamos de un MacBook.

Vale la pena señalar que si quieres el máximo rendimiento de un MacBook, tendrás que comprar la versión M1 Max del MacBook Pro de 16 pulgadas (2021), ya que viene con un exclusivo "modo de alta potencia" que está diseñado para conseguir aún más rendimiento. Es una pena que ese modo no esté disponible ni siquiera en la versión M1 Max del MacBook Pro de 14 pulgadas.

Webcam y micrófono

La cámara web y el micrófono de un portátil son hoy en día increíblemente importantes, ya que muchos de nosotros hacemos más videollamadas a amigos, familiares, clientes y compañeros de trabajo debido a que trabajamos en casa, así que es estupendo ver que Apple hace mejoras también en este apartado. Por fin tenemos una webcam de 1080p en un MacBook, lo que supone una gran mejora respecto al hardware de 720p que Apple solía incluir. Y no solo eso, esta webcam tiene una lente con una apertura más amplia que deja pasar más luz, lo que debería ayudar a evitar cualquier ruido visual.

Junto con un sensor de imagen más grande que tiene píxeles más eficientes, la cámara ofrece un rendimiento dos veces mejor en condiciones de poca luz, por lo que no necesitarás ninguna iluminación exagerada para que se te vea bien. En el tiempo que analizamos el MacBook Pro de 14 pulgadas, nos impresionó la calidad de la cámara en las videollamadas. Habría estado bien contar con el Face ID para poder iniciar la sesión mirando a la webcam (como podemos hacer con los iPhones modernos, o usando las webcams compatibles con Windows Hello con dispositivos Windows 10 y Windows 11).

En cuanto a la grabación de audio, Apple ha incluido lo que denomina micrófonos de "calidad de estudio". Estos son una mejora de los micrófonos incluidos en el modelo MacBook Pro de 16 pulgadas (2019), que ya eran bastante impresionantes. Es una matriz de tres micrófonos con una relación señal/ruido potenciada, y la claridad es excelente. 

Para las videollamadas y las reuniones, hace el trabajo de forma brillante, y en un momento dado también funcionará bien para grabar voces e instrumentos para podcasts y sesiones de improvisación si no tienes un micrófono externo contigo. Es otra cosa que no necesitas enchufar a este portátil.

MacBook Pro 14 pulgadas

(Image credit: Future)

Batería

Cuando Apple lanzó el MacBook Pro de 13 pulgadas (M1, 2020), presumió de que tenía la mayor duración de batería en un MacBook, y nuestras pruebas lo confirmaron, así que cuando Apple reveló que el de 14 pulgadas superaba al de 13 pulgadas por la friolera de siete horas, no podíamos esperar a probarlo por nosotros mismos.

Apple afirma que el MacBook Pro de 14 pulgadas puede durar hasta 17 horas reproduciendo vídeos a pantalla completa y 11 horas de navegación web inalámbrica. En nuestras propias pruebas de batería, en las que reprodujimos un vídeo 1080p en bucle hasta que se agotó la batería, comprobamos que duró unas impresionantes 15 horas y 58 minutos, no muy lejos de las 17 horas que afirma Apple. El MacBook Pro de 13 pulgadas (M1, 2020) duró 13 horas y 22 minutos en la misma prueba.

Este salto en la duración de la batería es fantástico, especialmente si se tiene en cuenta que el portátil es mucho más potente. Evidentemente, Apple ha trabajado mucho para mejorar la eficiencia de sus procesadores M1 Pro y M1 Max, y eso significa que puedes trabajar durante toda una jornada laboral y aún te queda batería. Como hemos mencionado antes, el hecho de que el impacto en el rendimiento sea mínimo cuando se desenchufa significa que por primera vez tienes un portátil al que puedes meter algunas cargas de trabajo seriamente intensivas mientras funciona solo con la batería. Ni siquiera los mejores portátiles con Windows pueden competir con eso.

El nuevo adaptador de corriente que se incluye con el MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) puede cargar la batería al 50% en solo 30 minutos. Esto significa que cuando usamos los nuevos MacBooks, en las pocas ocasiones en que la batería bajó lo suficiente como para cargarla, no tuvimos que esperar mucho tiempo para que llegara al 100%.

¿Debería comprar el MacBook Pro de 14 pulgadas (2021)?

Cómpralo si...

Quieres una auténtica estación de trabajo portátil

El MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) no solo es un portátil increíblemente potente, sino que ofrece una duración de la batería excepcional. Junto con una pantalla impresionante, unos altavoces excelentes y un micrófono integrado, se trata de una estación de trabajo a la que no necesitas conectar nada más.

Eres un profesional creativo

Las especificaciones mejoradas del MacBook Pro de 14 pulgadas (2021) lo convierten en un portátil increíble para realizar trabajos creativos pesados, como animación 3D y producción musical.

Quieres la mejor pantalla en un portátil

Después de quedarse atrás, Apple vuelve a estar en la cima en lo que respecta a la pantalla, ya que la del MacBook Pro de 14 pulgadas es la mejor que encontrarás en un portátil ahora mismo.

No lo compres si...

No necesitas tanta potencia

El MacBook Pro de 14 pulgadas probablemente sea demasiado para mucha gente. Si no vas a realizar cargas de trabajo complejas, el MacBook Air (M1, 2020) sigue siendo el mejor portátil para ti.

Antonio Romero

Editor en TechRadar España de día, guitarrista de blues y friki de los cómics de noche. ¿O era al revés?