Skip to main content

El iPhone 14 podría ser el último con puerto Lightning debido su futura prohibición en la UE, y en Apple están 'preocupados'

iPhone 13
(Crédito de imagen: TechRadar)

La Unión Europea comunicó el jueves que tiene planes para imponer un cargador universal a los fabricantes de tecnología que obligaría a los fabricantes a usar conexiones USB-C y prohibir alternativas como el puerto Lightning de Apple, sobre lo cual el fabricante de iPhones ha comentado a TechRadar que no está contento con la idea.

"Estamos preocupados de que una regulación estricta que exija un solo tipo de conector limite la innovación en lugar de fomentarla", nos dijo un portavoz de Apple, "lo que a su vez perjudicaría a los consumidores en Europa y en todo el mundo". 

La propuesta de la UE, que aún no es definitiva, dictaminaría que los fabricantes de smartphones tendrán 24 meses para realizar la transición al tipo de conector universal y Thierry Breton, el comisario de mercado interno de la UE, señaló que no prohibiría explícitamente alternativas como el puerto Lightning de Apple.

"Si Apple quiere seguir teniendo su propio enchufe, tendrá la capacidad de hacerlo. No estamos en contra de la innovación, es solo para hacer la vida de nuestros conciudadanos un poco más fácil", dijo en una conferencia de prensa en Bruselas, según Associated Press, y añadió que los fabricantes de dispositivos aún podrían poner dos puertos diferentes en sus teléfonos, si ellos quieren. 

Para Apple, eso significaría que el iPhone 14 del 2022 probablemente aún tendría la conexión Lightning, pero el iPhone 15, que podría llegar en el 2023, tendría dos puertos o adoptaría un conector diferente.

Según la propuesta, todos los teléfonos, tablets, cámaras digitales, consolas portátiles y auriculares vendidos en la Unión Europea tendrán que tener puertos USB-C. 

El puerto Lightning causó sensación cuando se introdujo en el iPhone 5 en el 2012, reemplazando al longevo conector de 30 pines, lo que provocó muchas protestas entre los consumidores, pues una amplia gama de cargadores y otros accesorios que dependían del conector más grande, de repente se volvieron incompatibles con los nuevos iPhones.

Si bien algunos usuarios en ese momento no estaban contentos con el cambio de tipo de conector, debido a que los productos existentes perdían funcionalidad, los consumidores han evolucionado en los nueve años que han transcurrido, y el Lightning ahora es un nombre familiar. 

Pero esos cables y accesorios de 30 pines que desaparecieron son un ejemplo de por qué la UE está dispuesta a impulsar esta propuesta, ya que busca reducir la basura que se produce con varios tipos cables de carga en circulación. 

"Los consumidores europeos se han sentido frustrados durante bastante tiempo por la acumulación de cargadores incompatibles en sus cajones", dijo la vicepresidenta ejecutiva de la UE, Margrethe Vestager, en un comunicado. "Le hemos dado a la industria mucho tiempo para proponer sus propias soluciones, ahora ha llegado el momento de tomar medidas legislativas para un cargador común".

En Apple hay preocupación

Un portavoz de Apple le dijo a TechRadar que la compañía no estaba encantada con la propuesta de la UE, aunque comprende los objetivos que persigue. 

"Apple es sinónimo de innovación y se preocupa profundamente por la experiencia del cliente. Algunas de las ideas más innovadoras de Apple se dirigen hacia la construcción de productos con materiales reciclados y renovables", dice un comunicado enviado por correo electrónico. 

"Compartimos el compromiso de la Comisión Europea de proteger el medio ambiente y ya nuestras emisiones de carbono son neutras en todo el mundo, y para el 2030 todos los dispositivos de Apple y su uso tendrán una emisión neutra de carbono."

"Estamos preocupados de que una regulación estricta que exija un solo tipo de conector limite la innovación en lugar de fomentarla"

Apple

"Creamos productos que mejoran la vida de las personas, haciendo que el día a día  sea más fácil y eficiente, incluida la forma en que cargas y transfieres datos de tu dispositivo. Estamos preocupados de que una regulación estricta que exija un solo tipo de conector limite la innovación en lugar de fomentarla, lo que a su vez perjudicará a los consumidores en Europa y en todo el mundo."

"Esperamos contar con un compromiso continuo con las partes interesadas para ayudar a encontrar una solución que proteja los intereses del consumidor, así como la capacidad de la industria para innovar y ofrecer nuevas tecnologías interesantes a los usuarios". 

Apple continuará trabajando con la Comisión Europea y recopilará más detalles sobre todo tocante a esta situación, aunque existe la preocupación de que la decisión pueda dañar al ecosistema de la empresa y que el período de transición de 24 meses no sea suficientemente.


Análisis: todavía queda mucho

Esta noticia no nos coge por sorpresa, ya que la noticia de la propuesta se filtró el mes pasado. Como hemos comentado, estos planes no son definitivos y hay mucho tiempo para que tomen otro rumbo, o se descarten por completo, según la reaccione de la industria. 

Apple se está quedando solo en cuanto a los puertos de los dispositivos, con otro gran reticente al cambio, Amazon, dando finalmente su brazo a torcer, y cambiando el puerto de la popular gama de lectores electrónicos Kindle al USB-C en su última generación, hace solo unos días, tras persistir con el microUSB durante mucho más que la mayoría. 

Sin embargo, incluso Apple ha comenzado a usar el USB-C en los últimos años con sus gamas MacBook y iPad Pro, que ahora tienen ese puerto. 

Esa línea de acción ha provocado rumores sobre que es solo cuestión de tiempo que el iPhone siga su ejemplo, lo que parece un paso lógico, pero Apple ha mantenido conector Lightning en su última edición, la gama iPhone 13, que llegó a principios de este mes.

Apple podría optar por producir dos versiones de hardware de los futuros iPhones, una con un puerto USB-C para el mercado europeo para adaptarse a la legislación, mientras sigue ofreciendo una variante con el Lightning al resto del mundo, incluido su mercado local en Estados Unidos. 

Dividir el stock de hardware de esta manera aumentará los costes de producción para Apple, algo que no va a querer hacer, por lo que seguramente este no será el plan que seguirán. 

Otros rumores de Apple sugieren que la empresa podría optar por un diseño sin ningún puerto, confiando en su tecnología MagSafe, introducida con la gama iPhone 12 en el 2020, y el soporte de carga inalámbrica. Todavía queda mucho camino por recorrer, y no será la última vez que tengamos noticias sobre esta propuesta, con los cambios y vueltas que seguramente sufrirá desde aquí a su hipotética aprobación.

Fuente: RFI