Skip to main content

La escasez de iPhones 13 y MacBooks podría ser el próximo gran problema de Apple

Evento de primavera de Apple 2021
(Crédito de imagen: Apple)

Apple ha informado de un crecimiento general de ventas en su informe de beneficios del tercer trimestre de 2021, pero los ejecutivos de la compañía han advertido de que la escasez de componentes ha limitado las ventas de Macs y iPads, y que probablemente limitarán las ventas de iPhones en el cuarto trimestre, lo cual podría afectar al lanzamiento del iPhone 13.

“Se espera que las restricciones de suministros durante el trimestre de septiembre sean mayores que las que hemos experimentado durante el trimestre de junio. Las limitaciones afectarán principalmente al nuevo iPhone y a los nuevos iPad”, dijo el director financiero de Apple, Luca Maestri, en la llamada del informe.

Apple todavía espera un crecimiento de dos dígitos en el cuarto trimestre, pero ya ha advertido a quienes le escuchaban de que el crecimiento será menor que el que Apple ha experimentado en el tercer trimestre de 2021, aumentando un 36% con respecto al tercer trimestre de 2020. La escasez de Apple está relacionada con la falta de procesadores, lo cual afecta a los teléfonos, la informática y la industria del automóvil, entre otros.

"La mayoría de las limitaciones que estamos sufriendo están relacionadas con las que otros están viviendo; yo lo clasificaría como una escasez de la industria", dijo el director ejecutivo de Apple, Tim Cook, durante la sección de preguntas y respuestas de la llamada de ganancias. "A veces la demanda es tan grande que va más allá de nuestras propias expectativas, por lo tanto es difícil conseguir todas las piezas dentro de los plazos de entrega en los que tratamos de conseguirlas".

Apple ha generado más de ochenta mil millones de dólares en ingresos en el tercer trimestre de 2021, con un desglose que no es inusual para la compañía: los ingresos del iPhone fueron de 39,5 mil millones de dólares, los ingresos por servicios fueron de 17,5 mil millones de dólares (un 33% más que el año pasado), los ingresos de Macs fueron de 8,2 mil millones, los ingresos de iPad fueron de 7,4 mil millones y otros productos representaron un total de 8,8 mil millones. La escasez afectó principalmente a las ventas de Macs y iPads durante este trimestre, reduciendo los ingresos unos 3 mil millones de dólares.

“Habíamos previsto que la escasez se traduciría en una pérdida de entre 3 y 4 mil millones de dólares. Pero en realidad pudimos frenar un poco el problema, y al final hemos logrado situarnos en la parte más baja del pronóstico”, dijo Cook a CNBC. No obstante, no mencionó si continuará la escasez de Macs junto con lo que se espera para iPads y iPhones.


Análisis: ¿cómo afectará la escasez a las ventas de iPhone 13?

No está claro cuánto afectará esta escasez al lanzamiento del iPhone 13 en concreto, pero es preocupante que Apple advierta a los accionistas y al público sobre el posible impacto. Al igual que en el tercer trimestre de 2021, los iPhones generalmente representan la mitad de los ingresos de la compañía cada trimestre, e incluso más todavía en el trimestre posterior al lanzamiento del nuevo iPhone de cada año.

Podemos tomar de ejemplo el trimestre posterior al lanzamiento de la gama de iPhone 12 en septiembre y octubre de 2020, ese decir, el primer trimestre de 2021 (que finalizó en enero de 2021). Apple anunció que las ventas de iPhone representaron un récord de 65 mil millones de dólares, del total de 111 mil millones en ingresos durante ese trimestre, entonces Cook fue consciente en ese momento de que más usuarios que nunca se habían pasado al nuevo iPhone durante esos tres meses.

Las ventas de iPhone continuaron aumentando en el segundo trimestre de 2021, representando unos 47 mil millones de dólares de un total de 89.6 mil millones, lo cual supone un 54% más que en el segundo trimestre de 2020. Esto sigue significando una gran cantidad de ventas de smartphones a pesar de no haberse presentado nuevos modelos.

Por lo tanto, la cuestión es que cualquier escasez de iPhones podría afectar de forma significativa al resultado final de Apple, tanto en ventas como en acciones (ya que, tras la llamada de ganancias del tercer trimestre de 2021, las acciones de Apple cayeron un 2%, según ha señalado la CNBC). Apple podría hacer lo que hizo el año pasado y lanzar el iPhone 13 en dos "tandas", anunciando el modelo estándar y el iPhone 13 Pro premium en septiembre y esperando un mes para presentar el iPhone 13 Pro Max y el iPhone 13 mini en octubre. Sin embargo, esto se interpretó como una estrategia de mitigación, ya que la escasez de componentes relacionada con el Covid comenzó a afectar a varias industrias tecnológicas.

Pero como parece que no va a haber pronto un final para la escasez de procesadores, ya que podría extenderse hasta 2023, según advirtió el CEO de Intel la semana pasada, el efecto en las ventas del iPhone 13 podría durar más de un trimestre. Si no, pregúntale a cualquiera que todavía esté intentando comprar una PS5.

Vía 9to5 Mac