Skip to main content

El próximo chip tope de gama Snapdragon de Qualcomm podría traer una importante actualización de vídeo

Qualcomm Snapdragon 8 Gen 1
Qualcomm Snapdragon 8 Gen 1 (Crédito de imagen: Qualcomm)

Muchos de los teléfonos Android de gama alta del 2022 vendrán con el Qualcomm Snapdragon 8 Gen 1, pero ya se oyen rumores de una posible actualización Gen 2 para el año que viene, y la mejora del soporte del códec de vídeo podría ser una de las principales actualizaciones.

Según fuentes que han hablado con Protocol (opens in new tab), Qualcomm tiene previsto añadir soporte para el códec de vídeo abierto AV1 en un procesador que saldrá al mercado a finales de este año, lo que nos suena al Snapdragon 8 Gen 2.

Puede que no hayas oído hablar mucho de AV1 hasta ahora, pero es una forma de almacenar vídeo que ofrece una mejor compresión que los estándares actuales, y eso, por supuesto, significa que puede hacer streaming más rápidamente. Hará que los dispositivos Android del 2023 deberían ser capaces de reproducir vídeos de mayor resolución con mayor rapidez.

Manteniendo los estándares

Uno de los mayores defensores de AV1 es Google, y el estándar se utiliza ampliamente en YouTube. También ha sido adoptado por Netflix, aunque por el momento otras grandes plataformas de streaming (como Disney+ y HBO Max) no han hecho el cambio a AV1.

Google también está impulsando el estándar para los nuevos dispositivos Android TV, y aunque no es compatible con ningún Chromecast actualmente en el mercado, la compatibilidad con AV1 podría aparecer en el próximo Chromecast con Google TV que se presente.

A partir de la información conseguida por Protocol (incluyendo el nombre interno del chip compatible con AV1, que es SM8550) parece que no lo estará en la actualización del Snapdragon 8 Gen 1 Plus que se espera en los próximos meses.


¿Qué puede hacer por ti el AV1?

Puede ser difícil emocionarse por un cambio en los estándares de los códecs de vídeo, pero si se piensa en la cantidad de vídeo que todos tenemos por Internet cada día, queda claro lo importante que podría ser un estándar nuevo y mejorado.

En términos sencillos, AV1 tiene una mejor compresión y un menor tamaño de los archivos de vídeo sin pérdida de calidad. Eso va a ser una ventaja no solo para los vídeos que ves en streaming hoy en día, sino también para los de alta resolución en 8K cuando sean más habituales en la red.

El AV1 puede ser hasta un 30% más eficiente que el actual códec estándar por defecto, HEVC (H.265). También se ha diseñado para que sea libre de derechos, lo que lo hace más barato para los fabricantes de dispositivos, las plataformas de vídeo y (esperemos) los usuarios. El problema es que los fabricantes de dispositivos no añadirán compatibilidad con AV1 hasta que haya una gran cantidad de vídeo que lo requiera, y las plataformas no invertirán en el cambio hasta que el hardware esté disponible.

El cambio debería empezar a producirse con mayor velocidad a medida que empresas como Qualcomm se suban al carro: con los chips Exynos 2100 y Exynos 2200 (este último es el que impulsa el Galaxy S22 en algunas regiones), Samsung es compatible con AV1 desde el 2021.

Editor en TechRadar España de día, guitarrista de blues y friki de los cómics de noche. ¿O era al revés?