Skip to main content

El Xiaomi Mi 11 Ultra es demasiado caro, a pesar de lo que diga el CEO de la compañía

Xiaomi Mi 11 Ultra
Xiaomi Mi 11 Ultra (Crédito de imagen: Future)

Mucho después de su presentación en marzo, por fin el Xiaomi Mi 11 Ultra se pondrá a la venta en España el 17 de mayo. Últimamente había rumores de si subirían su precio más todavía; se decía que el coste anunciado en un principio era una oferta de lanzamiento y que después subiría a 1.399,99€, pero finalmente, no es así.

Claro que eso no quiere decir que el precio del Xiaomi Mi 11 Ultra no sea demasiado alto... ¿no se supone que Xiaomi lanza teléfonos a un precio más bajo que sus mayores rivales como Apple y Samsung? En este caso, no es así.

ÚLTIMAS NOTICIAS

Ya tenemos nuestro análisis en profundidad del Xiaomi Mi 11 Ultra, tras haberlo puesto ha prueba durante un tiempo prolongado, ¡echa un vistazo!

Finalmente, el Xiaomi Mi 11 Ultra cuesta 1.199,99€, y cuenta con 12GB de RAM y 256GB de almacenamiento. No obstante, este teléfono se lanzará en España junto con el Mi 11i (5G), que parte de 649,99€ para la variante de 8GB/128GB; es menos dinero, aun así este modelo también debería tener un precio más bajo (si la compañía pretende ser la que mejor relación calidad-precio ofrece).

A este precio de 1.199,99€, el Mi 11 Ultra se vende prácticamente al mismo precio que los topes de gama de la competencia: el Samsung Galaxy S21 Ultra, que se lanzó con un precio de 1.259€ para su variante inicial, y el iPhone 12 Pro Max que parte de 1.259€.

Y lo cierto es que si el móvil fuera perfecto, pues todavía merecería la pena para aquellos que tengan mucho dinero para gastar en un teléfono, pero lamentablemente, tras haberlo puesto a prueba, hemos encontrado varios inconvenientes. Aquí puedes leer nuestro análisis en profundidad del Mi 11 Ultra.

Es posible que te preguntes; "¿y por qué este teléfono cuesta tanto?". Bien, pues aunque la lista de especificaciones nos da alguna que otra explicación, no es suficiente. El teléfono tiene un procesador Snapdragon 888 de gama alta, tres potentes cámaras traseras en un gran módulo, un pantalla de 6.81 pulgadas, una segunda pantalla más pequeña en la parte posterior, y un largo etcétera. No obstante, el CEO de Xiaomi ha intervenido para justificar el precio.

El CEO de Xiaomi defiende al Mi 11 Ultra

Xiaomi Mi 11 Ultra

(Image credit: Future)

Se han escuchado varias quejas sobre el Mi 11 Ultra, sobre todo por su gran módulo de cámaras y por su segunda pantalla trasera, que no aporta demasiado, y además no ayuda con que el precio sea tan alto.

Sin embargo, Lei Jun, cofundador y CEO de Xiaomi, ha utilizado la red social china 'Weibo' para emitir su defensa respecto a este dispositivo.

Con respecto a la segunda pantalla, Jun afirma que "esta pantalla no es grande, el coste del material no es demasiado alto y la dificultad del diseño solo estaba en el espacio". Cuando un usuario se quejó del tamaño del módulo de la cámara trasera, Jun respondió "está hecho para fotógrafos profesionales", y cuando otro criticó el peso del teléfono, la respuesta fue "esto se debe a que la cámara es demasiado grande".

Los comentarios en Weibo de Lei Jun pretenden crear una imagen del Xiaomi Mi 11 Ultra como si fuera un dispositivo de gran tamaño, tratando de justificar su precio con indulgencias que no tienen en cuenta la propia experiencia de usuario.

Sin embargo, al probar este dispositivo en nuestras propias manos, hemos descubierto que la segunda pantalla y la protuberancia de la cámara, no solo no se suman a la funcionalidad en general del teléfono, sino que además hacen que sea todavía menos práctico.

La peor parte del Mi 11 Ultra

Le hubiéramos dado una puntuación más alta al Xiaomi Mi 11 Ultra si hubieran prescindido de la pantalla trasera, y no solo porque el precio probablemente fuera más bajo.

Por otro lado: sí, el móvil pesa bastante, y aun más con ese enorme módulo de cámaras en la parte trasera, por no hablar de que tenemos problemas para meterlo en los bolsillos del pantalón. En general, este cúmulo de cosas son las que le hacen perder posiciones en el gran mercado de los smartphones.

Xiaomi Mi 11 Ultra

Xiaomi Mi 11 Ultra (Image credit: Future)

El Xiaomi Mi 11 Ultra no se puede colocar de forma plana sobre una plataforma de carga inalámbrica debido a esta gruesa protuberancia de la cámara y, por lo tanto, se carga mucho más lento de lo que debería. Pero bueno, al final esto es solo un problema para algunos usuarios (depende del diseño de tu base de carga inalámbrica), aunque sigue siendo molesto.

Por otra parte, es casi imposible que una carcasa proteja completamente un golpe en una cámara de este tamaño. La funda de silicona que viene en la caja está bien, pero cualquier caída o impacto en ese enorme bulto lo destrozará por completo. Nuestro corazón se acelera cada vez que usamos el Mi 11 Ultra.

No obstante, nuestra mayor pega reside en la pantalla trasera del teléfono. Tiene tres funciones: sirve como espejo para hacer fotos y que el sujeto pueda ver cómo están encuadradas (aunque no funciona para el modo retrato ni para hacer vídeos, por alguna razón que no nos explicamos).

También funciona como una segunda pantalla que puede mantenerse encendida siempre para mostrarnos la hora, el estado de la batería y las notificaciones, aunque eso de 'encendida siempre' es relativo, puesto que se apaga con bastante frecuencia sin ningún motivo aparente.

La tercera función es que sirve para controlar tu música, de modo que si el teléfono está reproduciendo canciones en Spotify u otra aplicación de música, puedes pausar y pasar de canción incluso cuando el teléfono está boca abajo. Pero estos botones aparecen cuando les da la gana: a veces le damos la vuelta al teléfono y no aparecen, y otras veces están activos incluso cuando sostenemos el teléfono de cara a nosotros.

¿Y por qué nos resulta tan molesto? Pues porque es muy fácil presionar la pantalla trasera por accidente y acabar saltándote una canción. A menudo estaremos usando el teléfono como de costumbre, y de repente nuestro dedo tocará accidentalmente la pantalla trasera y pausará o pasará la canción. Y es incluso más molesto el hecho de que esto también puede suceder cuando tengamos el teléfono guardado en el bolsillo: cuando escuchemos música por la calle, no nos gustaría que la canción empezara de nuevo o que el podcast saltase hacia adelante en intervalos de 10 segundos.

Más que los otros dos motivos mencionados anteriormente, el problema del reproductor de música es lo que realmente nos hace maldecir esta pantalla trasera. Y puede que parezca una queja de menor importancia, pero dada la frecuencia con la que la mayoría de usuarios escuchan música, cargan sus teléfonos o intentan proteger sus dispositivos con una funda, al final la verdad es que son problemas a nivel de experiencia de usuario que la mayoría podría experimentar fácilmente.

Entonces, aunque Lei Jun piense que la pantalla trasera y el módulo de cámaras están justificados, no podemos evitar imaginar una versión del teléfono con un módulo más pequeño, menos características molestas y un precio más bajo. Así que nuestros pensamientos se dirigen directamente hacia el Xiaomi Mi 11 estándar, porque básicamente nos estamos imaginando este teléfono, el cual es más digno de nuestro dinero.