Skip to main content

Cómo hacer fotos en modo retrato con tu iPhone o Android como un profesional

La pantalla de un móvil mostrando una imagen en modo retrato
(Crédito de imagen: Future)

Si les echas un vistazo a las galerías de la cámara de la gente, verás que los retratos son, junto con las fotos de perros y/o gatos, una de las más habituales de ver. Aunque no hay nada de malo en sacar el móvil y darle al botón, las fotos que están en modo retrato le dan un toque serio a la imagen y con un par de mejoras, y eso es o que te vamos a enseñar en este artículo, a clavar esas fotografías.

Hay muchas razones por las que usar un smartphone es una buena idea cuando se trata de fotografía en modo retrato. Para empezar, muchos están equipados con un modo especial, y lo puedes usar para darle el efecto de una cámara réflex, separando el sujeto del fondo.

La mayoría de teléfonos iOS y Android tiene varias lentes, dándote la oportunidad de crear diferentes efectos de modo retrato usando las distintas distancias focales disponibles. Además, como siempre lo llevas encima, estarás listo para hacerle una foto en esa pared tan bonita a tu amigo o por si os encontráis con una Kardashian.

Teniendo todo esto en cuenta, pedimos a dos fotógrafos profesionales que nos dieran algunos consejos para perfeccionar el modo retrato usando solo el smartphone. Usan tanto iPhone como Android, así que no perderás detalle, tengas el modelo que tengas. Con un poco de conocimiento, tus retratos pasarán de ser de persona normal a influencer.


1. Mantén la distancia

El fotógrafo Damien Demolder (opens in new tab) usa muchas cámaras, pero le tiene un cariño a trabajar con smartphones en múltiples géneros. Los usa sobre todo para sus retratos, y nos ha dado unos consejos prácticos para mejorar tus fotos.

Una imagen que muestra el retrato de un hombre mirando por una ventana

(Image credit: Damien Demolder)

'La mayoría de los smartphones tienen un gran angular que, generalmente, se considera inadecuado para retrato (a menos que te acerques enormemente al sujeto). Hacer zoom es una buena opción, siempre que no pierdas demasiados píxeles en el proceso. También evitarás que se distorsione la cara de la persona si mantienes una distancia prudente e incluyes un poco de fondo.

Los retratos no tienen por qué estar hechos desde 30cm de distancia. Aléjate un poco (uno o dos pasos), y todo quedará proporcionado. Te puedes acercar si quieres para darle algo de efecto, pero asegúrate de que el móvil esté nivelado y recto, ya que también evitarás distorsiones. Si tu móvil tiene una lente más larga además de la normal, úsala si quieres un retrato más estrecho (solo de la cara, por ejemplo).'

2. Revisa los ajustes

Las apps nativas de cámara de la mayoría de los smartphones tienen diferentes modos, y saber cuáles usar en cada caso viene muy bien. Obviamente, 'Retrato' es el que se suele usar (pero no siempre) para fotografiar a gente entre medio metro y dos metros. Tanto en iPhone como en Android, puedes ajustar el nivel de efecto bokeh y de luces, antes y después de haber hecho la foto (en la misma app de la cámara o en aplicaciones como Google Fotos).

A man looking towards the light on an iPhone screen

(Image credit: Damien Demolder)

Según Damien, a veces vale la pena profundizar en los ajustes manuales de las aplicaciones de cámara. 'Los fabricantes de móviles suelen ir muy lejos con el contraste y la saturación de color porque creen que es lo que le gusta a todo el mundo. Revisa los ajustes y modos que ofrece tu teléfono, y experimenta con ellos. Suele haber un modo retrato que produce menos contraste y colores más moderados, úsalo si puedes. Y si tienes controles manuales, baja el contraste y la saturación de color.'

Al experimentar con los modos de tu teléfono puede que acabes con uno inesperado. 'A veces, un modo noche puede ser útil en condiciones normales para reducir el contraste con un rango dinámico acentuado', dice Damien Demolder. 'Los modos de apertura que desenfocan el fondo también sirven para que la persona destaque. No siempre son perfectos, así que tienes que probarlos para encontrar los límites.'

3. No pienses diferente

Puede ser tentador pensar que las fotos de tu móvil no son 'adecuadas', y llevar el proceso más allá de lo que lo llevarías si hubieras usado una cámara réflex.

La fotógrafa Carolyn Mendelsohn (opens in new tab), especializada en retratos, avisa de controlar los pensamientos cuando usamos el móvil. Ella usa sobre todo cámaras básicas, pero usa el teléfono cuando se le presenta usa sesión repentina de retrato.

Una chica mirando hacia la luz con un fondo oscuro

(Image credit: Carolyn Mendelsohn)

'Uso las mismas reglas para lso retratos usando el móvil que cuando uso una cámara réflex. Me aseguro de mirarlo todo, hasta la composición. Pensar en cómo quieres encuadrar la imagen, ¿quieres que sea de hombros para arriba o hacerla con más fondo?

Con una réflex enfocarías a los ojos del sujeto, pues es lo mismo en el móvil. Aquí, te aseguras de que estás enfocando tocando la pantalla.'

4. Controla la exposición

Tal vez lo más importante en fotografía de retrato sea la luz. A veces, los móviles pueden arruinar una imagen cuando la luz es mixta, ya que hay mucho contraste en la escena. Trabajar con las herramientas que incluye el teléfono puede mejorar radicalmente la exposición, pero hay veces en las que también puedes moverte o encuadrar la imagen de otra manera, ya que mejorará muchísimo.

Un hombre mirando a la venta en un tren

(Image credit: Carolyn Mendelsohn)

'Busca siempre la luz y cómo refleja en tu sujeto. En la foto de arriba se aplican esos principios. La mitad de la cara de Óscar está iluminada, y pensé en cómo estaría compuesta la imagen para en el contexto de un viaje en tren. Con los retratos, quieres una luz tenue en la cara, y suele ser plana, así que evita que haya muchas sombras que contrasten. A veces, poner al sujeto frente a un fondo oscuro funciona muy bien.

También puedes compensar la exposición. Yo uso iPhone, y con él, después de haber enfocado, se ve el símbolo de un sol. Lo puedes bajar si la escena está muy iluminada, y subirlo si lo ves muy oscuro, hasta que encuentres el equilibrio. Hay ajustes similares en cualquier Android.'

5. Pule la imagen con la edición

Cuando hayas hecho la foto, puede ser tentador dejarla como está y subirla al Instagram. Pero si juegas un poco usando alguna aplicación para editar, puedes hacer que el retrato se vea mucho mejor.

Dos teléfonos enseñando un retrato editado

(Image credit: Damien Demolder)

Damien Demolder es un fan de los edits. 'Siempre uso algo de post-procesado en la imagen para terminar un retrato. Mis apps favoritas son Photoshop y Pixlr, ya que son rápidas de usar y tienen todos los controles que necesito. Estoy muy familiarizado con ellas y conozco lo que me pueden ofrecer.

Las uso para reducir el contraste subiendo las sombras y bajando las luces, y para controlar el color normalmente bajo la saturación y subo la intensidad. También ofrecen un buen número de efectos, y puedes comparar los resultados con un botón de 'antes y después.

También me gusta relajar un poco los negros más puros para que no sea tan profundo. En Pixlr, lo hago con el filtro monocromático negativo, y lo reduzco al 3%, suficiente para mejorar la imagen entera.'


Avgeek.
Pruebo toda la tecnología que puedo para decirte si vale la pena o no, pero lo que más me gusta analizar son los móviles.
Siempre estoy en Twitter (opens in new tab) o Instagram (opens in new tab), si necesitas cualquier cosa o tienes alguna duda tecnológica, ¡mándame un mensaje, no te cortes!

Aportaciones de