Skip to main content

Disney puede haber arruinado una de sus mayores franquicias

Sid the Sloth in Ice Age
(Crédito de imagen: 20th Century Studios / Blue Sky Studios)

Disney+ ha sido una bendición para varias franquicias propiedad de Disney, pero el servicio de streaming puede haber condenado a muerte a una saga de películas que solía ser una favorita de los fans. 

Mientras que series como Marvel y Star Wars se han beneficiado enormemente de varios spin-offs de Disney+ en los últimos años, la última entrega de Ice Age ha dejado muy fríos tanto a los fans como a los críticos.

Estrenada el 28 de enero como película original de emisión directa, Las aventuras de Buck Wild ha sido descrita (opens in new tab) como un "triste punto de inflexión" para una franquicia que ha generado más de 5.000 millones de euros en ingresos (para la ahora filial de Disney, 20th Century Studios) en las últimas dos décadas. 

No hay más que ver las respuestas a este tuit, compartido por la cuenta oficial de Twitter de Disney+, que promociona la nueva película:

See more

"Una excelente franquicia completamente destruida en poco más de una hora. Enhorabuena", escribió un usuario (opens in new tab), mientras que otro (opens in new tab) calificó Las aventuras de Buck en la Edad de Hielo como la "peor película del año". Ay. 

"Ni siquiera llegué a los 30 minutos, simplemente horrible", y "voces mal, animación mal, historia aburrida", fueron otras de las decepcionadas críticas. 

Las aventuras de Buck en la Edad de Hielo tampoco ha tenido mejor suerte con la crítica. Según Rotten Tomatoes (opens in new tab), la película cuenta con un 17% de votos de la crítica, y muchos entendidos apuntan a su deslucida narración, su pobre trabajo de actores de voz y su animación de aspecto cutre. 

"Aunque sé que no soy el público al que va dirigida, me gustaría no debería haber detestado cada segundo que pasé viendo Las aventuras de Buck en la Edad de Hielo", escribió Sara Michelle Fetters, de MovieFreak (opens in new tab)

Mark Kennedy, de Associated Press (opens in new tab), tampoco se mostró impresionado por la película: "Visualmente y en cuanto a la narración, no está por encima de lo que los niños pueden ver en la televisión hoy en día. Se trata de una franquicia que parece seguir lentamente el camino de los dinosaurios".

Es cierto que ninguna de las últimas entregas de la franquicia ha sido especialmente bien recibida, pero todas ellas cuentan al menos con el mismo brillante reparto de voces que hizo tan popular la película original de Ice Age. 

Además, la nueva película es la primera de la franquicia de La Edad de Hielo que se ha realizado sin la participación de los estudios Blue Sky, de ahí su estilo de animación poco familiar (y muy impopular).

Cómo matar una franquicia

Por supuesto, es poco probable que una mala película suponga la muerte de una franquicia de dos décadas de duración (especialmente si produce tanto dinero como Ice Age), pero Disney tiene antecedentes en producir ecuelas mal recibidas de clásicos animados.

Aladdin: El regreso de Jafar, por ejemplo, ha hecho que el público no se interese por ninguna de las futuras entregas con los personajes de la película original de 1992, que en su día fueron muy queridos. A pesar del regreso de los actores de doblaje Scott Weinger y Linda Larkin, esta secuela hecha para vídeo en 1994 (la primera de este tipo) fue vapuleada por los críticos por sus valores de producción inferiores y sus canciones olvidables. 

Still image from Aladdin: The Return of Jafar

Aladdin: El regreso de Jafar fue criticada por su estilo de animación poco atractivo... y con razón. (Image credit: The Walt Disney Company)

El actor que era la voz del genio en versión original, Robin Williams, fue llamado de nuevo para una tercera película de Aladdin en 1996, pero la magia de la franquicia había desaparecido hace tiempo, y el público no volvería a ver otra película de Aladdin producida por Disney hasta el remake de acción real del 2019. 

Queda por ver si el rechazo general a Las aventuras de Buck condena a la franquicia de La Edad de Hielo a la tumba, pero la productora ejecutiva de la película, Lori Forte, ha expresado su interés en futuras entregas. 

Según declaró a ScreenRant (opens in new tab), "esperamos que la gente responda a esta película, y que esto nos dé pie para poder hacer otra. Si el público lo quiere, tenemos muchas ideas. Las ideas, las aventuras y los personajes no tienen fin, así que estamos preparados si ellos lo están".

Sin embargo, por lo que parece, el público ya ha tenido suficiente de Buck, y puede que de Ice Age en general.

Editor en TechRadar España de día, guitarrista de blues y friki de los cómics de noche. ¿O era al revés?


Aportaciones de