Skip to main content

Xbox Series X: especificaciones técnicas oficiales

(Image credit: Microsoft)

Microsoft acaba de anunciar las nuevas funciones y especificaciones técnicas de la  Xbox Series X. Y una de esas funciones parece cosa de magia: no sólo la Xbox Series X ofrecerá retro-compatibilidad con todos los juegos de anteriores consolas Xbox sino que, con un nuevo sistema llamado“Smart Delivery”, tendrá compatibilidad con versiones futuras de juegos.

Compatibilidad con juegos futuros de la Xbox Series X

En la Xbox Series X, la función Smart Delivery siempre se asegurará de que tengas la última versión del videojuego independientemente de la consola para la que lo hayas comprado. 

Por ejemplo, si has comprado un juego en tu Xbox One y hay una versión superior con mejores gráficos disponible, esta última será la versión que juegues en la Xbox Series X sin pagar más dinero. Todos los títulos de Microsoft tendrán esta característica por defecto. Para los videojuegos de terceros como EA, Ubisoft, Epic Games y compañía, esta función será opcional.

Cómo funciona la retrocompatibilidad de la Xbox Series X

Los juegos antiguos también se beneficiarán del hardware más potente de la Xbox Series X, con tiempos de carga mucho más rápido, resolución gráfica más alta y  fidelidad visual mejorada en cualquier juego que haya existido para las tres generaciones de Xbox.

Xbox Game Pass en la Xbox Series X

Microsoft también ha anunciado que el generoso sistema de suscripción estilo Netflix Xbox Game Pass continuará existiendo para la Xbox Series X. Otra nota más que notable: Halo Infinite estará disponible en Xbox Game Pass tan pronto como esté disponible. Bravo, Microsoft.

12 teraflops de potencia, 120 fotogramas por segundo en 4K

Microsoft también ha compartido nuevos detalles sobre las tripas de la Xbox Series X. Aunque mucho ya se sabía por otros medios, hay algunos detalles que pintan una consola muy potente.

La Xbox Series X usa un procesador central diseñado a medida — un sistema basado en la arquitectura Zen 2 y Navi de AMD. Lo más interesante es que Microsoft dice que la máquina tendrá el doble de potencia gráfica que la Xbox One X — 12 teraflops (12 millones de millones de operaciones de coma flotante) contra los 6 teraflops de la Xbox One X. Aunque ésta es una medida de potencia que no debe confundirse con la capacidad global de proceso computacional de la Xbox Series X, es un dato impresionante: gracias a esos 12TFLOPS y el estándar HDMI 2.1 que lleva la nueva consola de Microsoft, hay suficiente potencia disponible para ejecutar videojuegos a 4K y 120 fotogramas por segundo. Un sueño hecho realidad que da vértigo.

(Image credit: LetsGoDigital)

Rendering ray-tracing confirmado en la Xbox Series X

La consola también tendrá tecnología de rendering ray-tracing — en el que se simulan fotones que rebotan en múltiples superficies como en la vida real — que se supone podrá ofrecer nuevos mundos virtuales con la fidelidad visual de una película de Pixar o Lucasfilm, pero en tiempo real.

Carga casi instantánea y modo de pausa ”Quick Resume” en Xbox Series X

La consola también viene con un nuevo sistema de almacenamiento sólido masivo que, según Microsoft, ofrece tiempos de carga casi instantáneos. Esta tecnología SSD también tiene una función llamada ”Quick Resume” (reanudación rápida) que te permite grabar un estado del juego y poder volver a retomarlo mucho más tarde justo en el momento en el que los has dejado. Esto sería similar a un botón de pausa pero que seguiría funcionando aunque apagaras la consola.

(Image credit: LetsGoDigital)

Compatibilidad de Xbox Series X con periféricos Xbox One

La Xbox Series X también será compatible con todos tus periféricos Xbox One. Por cierto, hay un nuevo sistema de control de latencia llamado Dynamic Latency Input que, en teoría, garantiza que siempre tengas un control fluido e inmediato de tus juegos.

¿Qué nos queda por saber?

Con esta nueva lista de especificaciones técnicas, nos quedan por saber pocas cosas.

Primero, todavía no sabemos la fecha de lanzamiento concreta ni el precio.

Luego, nos queda saber qué juegos estarán disponibles para comprar cuando la Xbox Series X esté disponible. Sabemos que tendremos Halo Infinite, pero el resto de títulos que se barajan son por ahora pura especulación.

Finalmente, no sabemos todavía cómo será la experiencia Xbox. ¿Cuál será la calidad real de los gráficos? ¿Tendrá el mismo interfaz de usuario que la Xbox One? 

Pero por ahora, sabemos más de lo que sabemos de la PS5. Tu turno, Sony.

¿Vas corto de dinero para la Xbox Series X? Quizás te interese la Xbox One S o la Xbox One X. Aquí tienes las últimas ofertas disponibles online: