Skip to main content

Comparativa PS5 vs Xbox Series X: Sony gana a Microsoft

(Image credit: Microsoft/LetsGoDigital)

Ya estamos. Ni siquiera han salido al mercado y la guerra de las consolas ya está en marcha entre los fanboys de uno y otro lado. Esta vez tenemos un rumor que dice que la PS5 le va a dar a la Xbox Series X por todas partes en lo que se refiere al rendimiento general aunque la última tenga una unidad gráfica más potente.

Según dice el blog PlayStation Universe, la información sobre el rendimiento y la superioridad técnica de la PS5 viene de un tweet publicado por un tipo llamado Tidux. El blog dice que Tidux es un conocido filtrador de noticias de la industria del videojuego con un historial fiable. 

Según el espía tuitero, la CPU de la PS5 y la Xbox Series X tendría un rendimiento parecido, mientras que esta última ofrece una unidad de proceso gráfico más rápida que la primera. La diferencia entre las dos: sólo un 1 teraflop, una unidad que mide las operaciones de coma flotante por segundo necesarias para generar gráficos 3D. Un teraflop son un millón de millones de operaciones de coma flotante.

La PS5, sin embargo, supera a la consola de Microsoft en memoria RAM. La consola de Sony, según Tidux, tiene más memoria RAM y con más ancho de banda que la Xbox Series X. También la supera en la unidad de almacenamiento sólido SSD, que será más grande y hasta el doble de rápida en la PS5 — según él, claro

La información parece estar basada en los kits de desarrollo definitivos de la PS5 que, siempre según Tidux, habrían llegado hace poco a las manos de las compañías que están desarrollando juegos para la consola de Sony: “Esta es la información que recogido durante las últimas pocas semanas. Los kids de desarrollo finals para la PS5 ya están disponibles”.

Demasiado pronto para juzgar

Tidux cree que la mezcla de estas características técnicas darán a la PS5 una ventaja en el rendimiento general de la consola, pero todavía no está claro cómo todo esto afectará a la experiencia del usuario en el mundo real.

Al final, hay dos factores superiores a las especificaciones técnicas que son los que harán que los usuarios se decidan por una u otra consola.

El primero, y quizás el más importante, será la calidad y cantidad de exclusivas de lanzamiento y en los primeros meses. Si eres de los que tienen que jugar a una exclusiva de la PS5 como Godfall, no te importará cuántos teraflops tenga la Xbox Series X — te comprarás la PS5. Y los mismo sucede con la Xbox Series X y un juego como Halo Infinite.

El segundo factor serán los servicios. Si Microsoft ofrece un servicio de videojuegos en la nube tipo Netflix, con más juegos y mejor rendimiento que el de la PS5 por un precio fijo, muchos de los consumidores se decidirán por la Xbox Series X. De nuevo, lo mismo sucederá si Sony es superior.

En otras palabras: es demasiado temprano para evaluar el impacto de las especificaciones técnicas en la nueva guerra de las consolas. Deja que los fanboys se dediquen a sacarse los ojos y ver quién la tiene más grande. El resto nos esperaremos para ver cuál es la mejor opción cuando la Xbox Series X y la PS5 lleguen a las tiendas en las fiestas de 2020.