Skip to main content

Este nuevo parche elimina el error de Windows 10 que destroza tu disco

(Image credit: Shutterstock)

Por fin, Microsoft afirma que ha arreglado el problema de Windows 10 que básicamente estaba detrozando la vida de tu disco duro y, sobre todo, tu SSD.

Según el gigante de Redmond, la actualización Windows 10 September 2020 (Windows 10 KB4571756 o Build 19041.508) ha resuelto un problema con la herramienta de optimización de discos. El error disparaba el proceso de desfragmentación de esta aplicación cada vez que arrancabas tu PC, algo que acorta la vida de tu disco duro dramáticamente — especialmente los discos sólidos SSDs que no necesitan de este proceso.

Cuestión de estrés

El parche resuelve un bug identificado por los usuarios de Windows en enero de 2020. El bug afecta a la herramienta Optimize, sometiendo a los discos al estrés físico de procesos de desfragmentación innecesarios que, al final, acortan la vida de tu unidad de almacenamiento.

Se supone que Microsoft parcheó este problema con la versión Windows 10 Build 19551 que salió en enero, pero no: el problema apareció de nuevo en Windows 10 version 2004, que salió en mayo.

Después de esta versión, los usuarios se dieron cuenta de que la herramienta de Optimize Drives no registraba la fecha y hora de la última desfragmentación. 

Esto significaba que Windows 10 no paraba de hacer esta optimización con una frecuencia que afecta especialmente a la vida de los discos SSD. En teoría, y aunque muchos expertos digan que esto no es necesario, Windows 10 está diseñado para realizar optimizaciones de los discos SSD cada mes, registrando la fecha y la hora cada vez. El proceso de desfragmentación redistribuye el contenido de un disco para que puedas acceder más rápidamente a los datos. Esto tenía sentido en su día, cuando los discos eran muy lentos y estaban organizados en pistas magnéticas. Pero un SSD funciona como la memoria y no tarda más en acceder a un dato que a otro. Por eso los expertos no recomiendan la optimización de estas unidades, que sufren un desgaste innecesario por el uso.

La actualización que soluciona este problema así que ya puedes descargarla (y que la suerte te acompañe, porque con Microsoft nunca se sabe qué va a pasar).

Via Windows Latest