Skip to main content

El próximo reloj para runners de Garmin puede ser el más preciso hasta la fecha

Garmin Epix (Gen 2)
The Garmin Epix (Gen 2) impressed us with its GPS mapping (Image credit: Future)

Una nueva patente recientemente publicada detalla un pequeño ajuste de hardware que podría hacer que la navegación y posicionamiento del próximo reloj de Garmin sean las más precisas hasta la fecha.

Garmin comenzó su andadura como compañía en la navegación por satélite — de hecho la marca original era ProNav antes de adoptar su nombre actual — pero construir sistemas de posicionamiento global en un reloj es particularmente difícil. La razón es el pequeño espacio disponible en la caja, algo que se está volviendo más complicado a medida que se reduce el tamaño.

La patente (opens in new tab), publicada por la Oficina de Patentes y Marcas de EEUU el 28 de abril, explica este problema en detalle. En ella se describe cómo un reloj deportivo necesita al menos dos antenas separadas para recibir y transmitir señales simultáneamente. De hecho, dice que posiblemente necesite más para acomodar diferentes protocolos de posicionamiento (GPS, Galileo y GLONASS). Tenerlos demasiado juntos puede causar interferencias, algo que reduce la precisión.

"A menudo, una carcasa [de reloj] más pequeña es más deseable que una carcasa grande", explica la patente. "Por lo tanto, es un desafío separar y reducir el acoplamiento entre las antenas y los circuitos electrónicos al tiempo que se minimiza el tamaño de la carcasa del dispositivo", afirma.

"Además, el rendimiento de dos o más antenas puede verse afectado negativamente cuando las antenas funcionan a frecuencias similares y se colocan muy juntas", dice Garmin, "es un desafío adicional espaciar las antenas separadas entre sí dentro de las limitaciones de la carcasa y el bisel".

Resolver el problema del espacio

Varias de las antenas dentro del reloj tienen "brazos" con extremos abiertos que deben estar a cierta distancia uno de otro para evitar interferencias. Para resolver el problema, la patente describe cómo estas diversas antenas — situadas dentro de las cavidades del bisel del reloj — podrían colocarse con mayor precisión para agrandar la distancia que las separa.

La patente de Garmin ilustra cómo las diferentes antenas para comunicarse con satélite de posicionamiento geográfico podrían colocarse con precisión dentro del bisel de un reloj para maximizar su eficiencia.

La patente de Garmin ilustra cómo las diferentes antenas para comunicarse con satélite de posicionamiento geográfico podrían colocarse con precisión dentro del bisel de un reloj para maximizar su eficiencia. (Image credit: Garmin)

Al posicionar las antenas de esta manera, afirma Garmin, se puede reducir la interferencia y aumentar significativamente su ganancia (es decir, su eficiencia) sin tener que recurrir al uso de una caja más grande. El resultado, asegura, será un reloj más pequeño pero más preciso.

Qué más veremos

Garmin podría añadir otras grandes mejoras en la próxima generación de relojes deportivos. Más patentes publicadas recientemente han descrito cómo los ingenieros de Garmin quieren producir un reloj OLED súper brillante que tenga una duración de la batería extra larga gracias al uso de bandas de células fotovoltaicas entre los píxeles.

Estas bandas eliminarían la necesidad de una capa de película fotovoltaica sobre la lente del reloj — el método utilizado actualmente por los relojes solares de Garmin. Desgraciadamente, el método actual oscurece la pantalla pero el nuevo dejaría que brillara al máximo de su capacidad.

Por supuesto, las patentes no son garantías de que la tecnología funcione de verdad o que vayan a aparecer en un producto de consumo. Por ahora, crucemos los dedos.

Cat is the editor of TechRadar's sister site Advnture. She’s a UK Athletics qualified run leader, and in her spare time enjoys nothing more than lacing up her shoes and hitting the roads and trails (the muddier, the better)