Skip to main content

El disco SSD más grande del mundo tiene 100TB y un precio desorbitado

(Image credit: Nimbus Data)

Éste es el ExaDrive de Nimbus de 100TB. No sólo es el disco de almacenamiento SSD más grande del mundo sino que también es el más caro con diferencia.

El ExaDrive ha mantenido el record de disco de almacenamiento SSD más grande del mundo durante más de dos años pero su precio sólo ha estado disponible para aquellos clientes que han hecho pedido.

Ahora, la compañía acaba de fijar el precio público para sus modelos de 50  y 100 terabytes, en formatos SATA o SAS. EL Nimbus ExaDrive de 50 terabyte (EDDCT020/EDDCS050) cuesta ahora 12.500 dólares ($250 por TB). Y la versión más grande, el Nimbus ExaDrive de 100TB (EDDCT100/EDDCS100) cuesta nada más y nada menos que 40.000 dólares ($400 por TB). 

En comparación, el SSD más grande de Samsung tiene 30.72TB (MZILT30THMLA) y cuesta 8.860 dólares ($288 por TB). Y el disco SSD más barato — con tecnología QLC NAND —cuesta menos de 90 dólares. Obviamente, la diferencia es brutal.

¿Quién quiere una bestia de 100TB?

Los dos discos vienen en formato de 3,5 pulgadas y no en 2,5 pulgadas, que es el tamaño más popular. Y los dos usan la tecnología MLC 3D NAND en vez del estándar QLC — que es más barato y orientado al consumidos. La velocidad de lectura y escritura secuencial es de 500 y 460MB por segundo respectivamente, con hasta 114,000/105,000 de operaciones de lectura y grabación por segundo.

¿Quién se compra estas bestias del almacenamiento? Clientes que buscan la mayor densidad de datos posible en un espacio físico sea cual sea el precio. El ExaDrive tiene una garantía de cinco años y, durante ese periodo, la compañía asegura que el disco puede hacer un número ilimitado de grabaciones, con un tiempo medio entre fallos de 2.5 millones de horas.

El modelo de 100TB tiene cinco veces más capacidad que el disco duro más grande del mercado y 67% más capacidad el siguiente disco sólido más grande, un Seagate de SSD que salió en 2016. En contra de varias predicciones, los discos SSD de gran capacidad no han inundado el mercado.

Quizás no haya demanda suficiente, ya que las compañías que se dedican a mantener centros de datos — como Amazon, Google y Apple — generalmente están contentos con las capacidades de los discos duros y los fabricantes de memoria NAND para almacenamiento sólido están concentrados en los celulares, que es su mayor mercado.